- Cubadebate - http://www.cubadebate.cu -

Cabalística numérica para divertirse y aprender

Para pensar.

La llamada cabalística o magia de los números existe desde siglos pasados.
Puse con toda intención lo de divertirse, ya que en lo personal no creo en esa suerte de magia, pero nadie dudará que es una manera inteligente y creativa de gozar con la matemática. En esta ocasión el foco creativo será la fecha de nacimiento. Ah y al final creatividad sin números.

Los seguidores de Pitágoras pensaban que el número lo era todo; no solo como cálculo, sino por su conocimiento intrínseco y sus significados. Así generaron la aritmología (arte oculto de los números), la aritmosofía (conocimiento esotérico de los números) y la aritmomancia (adivinación mediante los números).

Si hacemos una retrospectiva de nuestras vidas podremos concluir que algunos años han sido muy buenos, otros muy malos y la mayoría intrascendentes. Piense y lo comprobará.

Vamos a pensar en dos situaciones o casos que propicien la cabalística numérica. De cada caso plantearemos acertijos matemáticos. Los acertijos promoverán el pensamiento lógico y el conocimiento de la maravillosa matemática combinatoria.

I

Posibilidad de construir el año entre el actual y el 2021 con los cuatro dígitos del día y mes de nacimiento. No tiene que ser en el mismo orden. Por ejemplo, una persona nacida el día 19 del mes de febrero (02), puede construir el año 2019. Para ese caso cabalísticamente será muy bueno o muy malo.

Acertijos:

  1. ¿Tienes la posibilidad de lograrlo con tus datos reales en alguno de esos tres años? Si lo deseas lo puedes compartir, de lo contario basta con responder sí o no.
  2. ¿Cuántas posibilidades de lograrlo hay cada uno de esos tres años?

II

Para los que no han curado su alergia a la Matemática, voy con este de creatividad sin números. Desmenuzar el siguiente refrán popular recreado por mí.

Es más importante amar lo que haces que hacer lo que amas.

En este caso el propósito es razonar con argumentos la valía de este aforismo. Si lo deseas puedes buscar o inventar uno que lo refuerce y otro que lo contradiga.

Recuerden que:

“Es preferible una solución insignificante salida de cabeza propia; que una genial copiada en Internet o de otro, sobre todo sin entenderla”.

¡Manos y mente a la obra!