Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

Comisión Electoral Nacional ofrece datos preliminares de elecciones

| 76
Alina Balseiro Gutiérrez, presidenta de la Comisión Nacional Electoral. Foto: Irene Pérez/ Cubadebate.

Alina Balseiro Gutiérrez, presidenta de la Comisión Nacional Electoral. Foto: Irene Pérez/ Cubadebate (Archivo).

Alina Balseiro, presidenta de la Comisión Electoral Nacional, dio a conocer hoy, en conferencia de prensa, que en las elecciones municipales en Cuba ejercieron el voto 7 millones 608 mil 404 personas (54 mil 882 electores más que los que acudieron a las urnas en el último proceso).

Balseiro refirió que del total de boletas depositadas, resultaron válidas el 91,79 por ciento (superior en 1,27 por ciento a la cifra de las elecciones efectuadas en 2015).

Otros datos ofrecidos:

  • Boletas en blanco: 4,12% (inferior en 0,42% con relación a 2015);
  • Boletas anuladas: 4,07% (0,85% menor que la cifra recogida al cierre de las elecciones anteriores);
  • Número de colegios: 24 365
  • Provincias con mejores porcientos de boletas válidas: Santiago de Cuba, Guantánamo, Las Tunas, Granma y Sancti Spíritus;
  • Se realizaron 410 158 inclusiones y 6 588 exclusiones en los listados, lo cual llevó a que la lista actualizada de electores ascendiera a 8 855 213 y, de acuerdo a este total, el porciento de votación fuera de 85,94%;
  • Delegados electos: 11 415 delegados en 12 515 circunscripciones;
  • Mujeres electas: 35,47% del total (número superior al del proceso precedente);
  • Delegados jóvenes: 14,36% (inferior en 1% a la cifra de 2015);
  • Circunscripciones en donde se realizará segunda vuelta: 1 100 (8,78% del total);

De acuerdo con Balseiro, en los próximos días, la Comisión Electoral Nacional y el registro de electores, realizarán todas las comprobaciones y correcciones para determinar las cifras definitivas.

Advirtió, además, que para la segunda vuelta se deben crear todas las condiciones en los colegios y agradeció a todos los organismos e instituciones que tuvieron que ver con la realización de los comicios.

Se han publicado 76 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Dany dijo:

    me gustaria saber cuales fueron los datos de la anterior votacion, pues el numero fisico de votantes habla de 54 882 mas que la anterior, pero no dice como fue la correlacion entre electores y votantes (de la Pasada), creo que las cosas se analizan por porcientos, ya que la poblacion electoral pudo haber crecido en este periodo, y eso ayuda a los numeros fisicos, no a los indices de votacion. De todas formas es evidente que e incuestionable el altisimo % de participacion

  • Arturo Ramos dijo:

    No me quedan dudas.
    El cubano es un pueblo en Revolución.
    Aproximadamente el 80% del total del padrón electoral votó con calidad. Legitimó el sistema político.
    ¿Alguien me pudiera explicar, con razones, qué sistema político está más legitimado?
    Por favor, con datos.

  • Conlaverdadsiempre dijo:

    A todos los hipercríticos de nuestro proceso electoral los invito a que vean la multinacional Telesur (digo, si no se van a poner a sacar cuentas de inmediato) y díganme si quieren para Cuba el circo electoral que suele formarse entre los que se autoproclaman ganadores, aún cuando los resultados definitivos de las urnas todavía no están y ambos candidatos orquestan un show que da pena y mucho más cuando sabemos que esos serían los llamados a representar a su pueblo, a los pobres, a los que no tienen nada, ¿ es eso lo que quieren para estar conformes?, pues también habría que preguntarnos a todos si eso lo queremos aqui. Habría que preguntarles también a nuestros ilustres «analistas» de datos electorales dónde aprendieron tan bien las matemáticas no sea que alguno sea hijo de un humilde trabajador o campesino y tal vez si no existiera esta Revolución con sus caracteríasticas (las que sean), a lo mejor estuvieran doblando el lomo en un surco o aguantandoles paquetes a un «democrático» candidato de los que parecen sugerir no se equivocan en sus votos.
    Por favor!!!!, el que no tenga nada interesante que decir lo mejor que hace es callarse.
    Gracias

    • Armando Enrique dijo:

      En mi humilde opinión y sin palabras rebuscadas, la crítica es parte de la democracia y a quien le duela pues debe saber que un revolucionario debe ser capaz de escuchar, analizar y procesar la misma. Lo único que diferencia a un crítico es el lugar donde realiza la misma y gracias a nuestra valentía política el sitio digital de Cubadebate da la oportunidad de expresar todo cuanto está mal hecho y que solo atenta al proceso revolucionario o bien elogiar las cosas correctamente hechas como también lo vemos reflejado en muchas ocasiones en este excelente sitio digital. El criticar en un esquina si es incorrecto pero hacerlo en asambleas, ante la mesa electoral o en la prensa si es un gesto bien valiente que suma siempre y no resta al desarrollo de la opinión pública, sin embargo, no siempre al crítico se le ve con buenos ojos. La hipocresía y la doble moral de muchos atentan contra el desarrollo de nuestro sistema. Nunca desearemos vivir las campañas electorales llenas de politiquería, falsas promesas, compraventa de votos y todo cuanto se ve en otras partes del mundo, pero si queremos que la nuestra sea limpia, clara, transparente y muy llena de valores patrióticos, por ello no nos podemos equivocar.

  • Armando Enrique dijo:

    Gracias Cubadebate por publicar mi información. Una vez más demuestran que son un medio de prensa valiente cosa que hace más fuerte nuestro proceso revolucionario.

  • Camilo Diaz Román dijo:

    Todo criterio tiene determinado fundamento, nada es absoluto, soy un permanente crítico de todo lo que no comprendo, de lo que considero que está mal, me busco permanente problemas con los que no me comprenden o no me quieren comprender cuando defiendo mis criterios. Sufro de las indolencias y chapucerías, la demagogia y enfrento las consecuencias siempre en el momento y lugar que ocurren los acontecimientos, puede que para muchos sea una incómoda compañía por no someterme ante nada.
    Soy imperfecto, me equivoco, cometo errores y lo que hago bien puedo hacerlo mejor, no vivo en una sociedad perfecta. Pero estoy convencido que este es el mejor proyecto para todos y el que menos ofrece la oportunidad de que pocos medren con los derechos de los muchos, el que asegura en una semana restablecer los servicios vitales después de un ciclón cuando nuestros Hermanos de Puerto Rico son abandonados por la primera potencia que teniendo los recursos que restablecerían sus necesidades en semanas, se lo niegan y pronostican 100 años para restablecerlos dejándoles papel sanitarios. Tenemos mucho por mejorar y combatir pero nuestro proyecto garantiza los índices de seguridad humana que otros sistemas no aseguran, los derechos vitales los tenemos garantizados como ningún otro país. Nuestro proyecto es saboteado y bloqueado por la primera potencia como no lo ha sido el de ningún otro país. Pocos países caminan más deprisa con los pies encadenados que el nuestro.
    Nadie podrá negar con argumento que nuestro proyecto tiene el apoyo voluntario que no logra ningún otro sistema en elecciones. Las votaciones si son voluntarias, el que no vota no le sucede nada, nadie lo sanciona.
    Lo cierto es que puede tener la peor sanción que es la de la comunidad que sin exigírselo lo mire mal por el peso moral que tiene esta revolución, que es la de Fidel, que sin dejar de reconocer las muchas porquerías que hacemos casi todos nosotros en los puestos que cada uno gestiona sabemos que es un gran y humano proyecto, que es la obra de FIDEL nadie tiene C….. Para decir públicamente en nuestras calles que FIDEL no es consecuente con las ideas y el proyecto que legó, no votar es no reconocer eso, pero nadie podrá decir que hay represalias aunque nuestra sociedad tiene la cultura de apoyar el proceso.
    Tengo la vivencia de las mesas electorales, no tiene sentido pensar en diferencia de votar marcando con lápiz o lapicero, lo otro es que el proceso puede ser observado por todo el que lo desee y participar en el escrutinio que de hecho se hace ante testigos ajenos a la mesa y los que estén con dudas se pueden proponer en próximas elecciones participar como observadores sin interferir en el trabajo, así lo establece los documentos rectores.
    El porciento que no votó es el que está fuera de su lugar de residencia por todos los motivos que hacen la población flotante, creo que en la capital supera el millón de Cubanos que en este tipo de lecciones no pueden votar, solo se incluyen en los listados y votan los residentes permanentes en el área del colegio, esa reglamentación desconozco si se aplicaba en elecciones anteriores. Muchas personas llegaron a la mesa del colegio y hubo que decirle que solo se incluían los residentes en la misma. Entonces cuantos cubanos ese día estaban fuera de su localidad, el hecho de firmar es como la huella dactilar en otros procesos, precisamente es un protocolo de legalidad donde el ciudadano deja la evidencia de su voto voluntario pero que autoriza que su voto sea contabilizado, se coteja las boletas en urnas, el marcado en el torpedo y la certificación del suplente con que votó y la firma del elector.

  • Alberto dijo:

    Llevo 3 años fuera de Cuba yendo todos los años claro. Si somos el 6% de 7 608 404, entonces unos 456 504 hemos salido de visita del 2012 hacia acá.

  • jose dijo:

    los numeros son buenos. si tenemos en cuenta que es voluntario y que uno u otro delegado casi nunca hace diferencia…

  • María del Carmen Amador Beltrán dijo:

    Soy abogada de profesión y por tanto estoy acostumbrada a la confrontación. Respeto las opiniones de todos y todas siempre y cuando sean bien intencionados; estoy convencida que la crítica sana contribuye a mejorar lo que hacemos a diario. Los resultados del proceso nos traen muchas enseñanzas, entre ellas, debemos cultivar en los cubanos la conciencia de lo que significa ser ciudadano de un país. Sin ánimo de cansar a nadie, la condición de ciudadano fue una conquista de los hombres y mujeres que lucharon por este derecho. El derecho al voto también fue una conquista que alcanzarla implicó enfrentar represiones, persecuciones, condenas, etc. Los cubanos cristalizamos una Nacionalidad en 1868, ganada también con sangre y muchos sacrificios. Los cubanos todos somos ciudadanos porque así lo reconoce nuestra Constitución. Ser ciudadanos significa tener derechos pero también responsabilidades, deberes y uno de ellos es mantener y preservar el orden económico, social, legal del país. Y mantener ese orden entraña mantener la Institucionalidad y por ende, las instituciones. Nuestro sistema de gobierno y la manera para elegir las estructuras y personas que van a asumir esas funciones es perfectible, puede tener fisuras, debemos empeñarnos en mejorarlo. Los hombres y mujeres que asumen esos cargos con el compromiso de hacerlo bien, no siempre lo cumplen, algunos son diligentes, responsables, sensibles con los problemas ajenos, comprometidos; otros lamentablemente no. Pero nuestro deber como CIUDADANOS es respetar la Ley y contribuir con ese orden social, de gobierno, con que se completen esas estructuras de gobierno que van desde el delegado hasta la Asamblea Nacional. Pero sobre todo, participar, participar activamente para que accedan a esos puestos los más capaces y luego exigirles sin cansarnos que rindan cuenta de su gestión. De nuestra selección saldrán otras estructuras que tienen a su cargo trazar las políticas en materia económica, de salud, educación etc. Si no hay Asamblea Nacional no hay gobierno y si no hay delegados de a pie, no hay Asamblea, qué esperamos: el caos? Nunca. Tenemos el derecho de elegir y ser elegidos, es un derecho y un privilegio que no todas las personas de este mundo tienen. Hagamos uso del mismo. No cuenta apartarse, aislarse, no intervenir. Cuenta participar, criticar pero participar, denunciar lo mal hecho pero participar, enfrentar pero participar y sobre todo contribuir. Unir es la palabra de orden. Gracias.

  • jalberto dijo:

    Gracias a la Comisión Electoral por los datos oportuno. Nuestro pueblo conoce los meses de intenso trabajo, de divulgación por los diferentes medios y las organizaciones de masa, de la propaganda gráfica con la biografia de los candidatos, pero hay algo que me deja insatisfecho. Lo más importante en unas elecciones es conocer, no en cifra, sino con nombre y apellido, quién salio electo, tengo la impresión que ese eslabón fundamental, no esta suficientemente diseñado para que llegue de inmediato a los electores, ya sea por propanda gráfica, reuniones en el vecindario, los medios de comunicación, entre otros. Conozco que se hace, pero tarde. Pregunté en mi colectivo laboral si alguien conoce a su candidato electo y el resultado fue desalentador. Eso no demerita el esfuerzo, solo es solo una cuestión que requiere de acciones inmediata.

  • Dany dijo:

    Estuve leyendo la Ley Electoral de Cuba (Ley 72), específicamente el Artículo 97,
    «SECCIÓN CUARTA
    DEL ESCRUTINIO EN EL MUNICIPIO Y DE LAS ELECCIONES DE SEGUNDA VUELTA»
    el cual dice y cito:

    «Se considera elegido delegado a la Asamblea Municipal del Poder Popular, el candidato que, habiendo sido nominado, haya obtenido más de la mitad del número de votos válidamente emitidos en la circunscripción electoral de que se trata, siempre que hubiese votado más del cincuenta por ciento de los electores correspondientes a ésta.»

    Realmente no veo nada lógico ese artículo, pues por ejemplo, en el caso de mi localidad (Altagracia, de la empresa agropecuaria Antonio Maceo, municipio Cacocum, provincia Holguín) que tiene 166 electores, en las elecciones de este 26 de noviembre las votaciones quedaron:

    Eran 2 candidatos.
    Total de electores: 166
    Total de votos: 43
    Votos a favor de un candidato: 25
    Votos a favor del otro candidato: 7
    Boletas en blanco + boletas anuladas: 11

    Si sólo votaron 43 electores, lo cual representa el 25.9 % del total, cómo es posible que los dirigentes del municipio den por cerrado el proceso eleccionario, tomando al candidato que obtuvo 25 votos como delegado de la localidad????????
    Quiere decir que aunque 141 electores no estén de acuerdo con que él sea el delegado, o mejor dicho, que no deseen a nadie como delegado, no interesa????????

    En fin el artículo dice que lo primero que debe cumplirse para que un candidato quede como delegado es que haya obtenido más del 50 % de los votos válidos:

    «siempre que hubiese votado más del cincuenta por ciento de los electores correspondientes a ésta»

    Son cosas que suceden y dejan a un pueblo entero impotente, al ver que los dirigentes del mismo municipio no cumplen con la ley, ni respetan sus deseos, porque cuando un 75 % de la población ni siquiera se presenta a votar es porque algo sucede!!!!!!! Aún con la hora extra que dejaron el colegio abierto.

    En fin creo que ese artículo está muy mal, pues significa que si un pueblo tiene 500 electores, se presentan 253, y de esos votos 250 son boletas anuladas o en blanco, y los otros 3 votos son 1 para un candidato y 2 para el otro, queda de delegado el que obtuvo 2 VOTOS, 2 votos de 500 electores y queda de delegado!!!!!

    Pienso que deberían revisar esa ley, y más aún investigar bien en las localidades para verificar que las elecciones terminaron legalmente, para eso existen siempre testigos a la hora del escrutinio, una gran pena que el lunes cuando la funcionaria del municipio pasó por la zona a decir que «Por la Ley 72 quedaba de delegado el que obtuvo 25 votos» ya yo había salido para La Habana (pues trabajo acá)…………

    Saludos.

    http://www.parlamentocubano.cu/index.php/documento/ley-electoral/

Se han publicado 76 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Aynel Martínez Hernández

Aynel Martínez Hernández

La Habana, 1992. Periodista de Cubadebate. Graduado en 2016 en la Facultad de Comunicación de la Universidad de La Habana. En twitter: @Aynel92

Vea también