- Cubadebate - http://www.cubadebate.cu -

Las guitarras de Silvio Rodríguez y Carlos Varela, conversaron con el mar

Silvio en Regla Foto: Iván Soca / Cubadebate

Silvio en Regla. Foto: Iván Soca/ Cubadebate.

Hasta el ultramarino territorio de Regla, llegaron los emblemáticos trovadores Silvio Rodríguez y Carlos Varela, este viernes. Protagonizando así, el concierto número 81 de la Gira por los barrios, que desde hace siete años lleva realizando el autor de Ojalá con su tropa, por diferentes espacios de la ciudad.

La explanada del emboque de la popular lanchita, que traslada a los pobladores de Regla hasta la conocida Habana Vieja, resultó ser el escenario recomendado en principio y escogido definitivamente para la presentación, por el equipo de producción de Silvio.

Hasta allí llegaron no solo los originarios del lugar, sorprendidos de que fuera cierto, sino sus seguidores y personas de otras latitudes. Mexicanos, uruguayos, argentinos, venezolanos, y portorriqueños, que siendo admiradores del cantautor, no desaprovecharon la oportunidad de asistir a una de sus presentaciones en Cuba, en un contexto diferente, de barrio, más cercano.

Acompañado de Niurka González, Flauta y Clarinete, Oliver Valdés, Batería, el Trío Trovarroco integrado por Rachid López, Guitarra, Maikel Elizarde, Tres, César Bacaró, contrabajo. Y como invitado especial Carlos Varela y su grupo, el fundador del Movimiento de la Nueva Trova, dedicó esta presentación al aniversario 330 de esa Villa, fundada precisamente un 3 de marzo de 1687,coincidencia que manifestó en sus palabras iniciales.

La primera parte del concierto estuvo marcada por la poesía y melodías del poeta. De manera magistral fueron interpretadas las armonías por sus músicos, quienes en cada actuación, siguen sorprendiendo no solo por la calidad y estética que defienden sino por integrar su talento personal, a favor de la obra artística del trovador, obteniendo resultados meritorios.

Durante más de una hora el público agradeció y coreó entrañablemente, entre otras, La canción de la trova, Rosana, La gaviota, Pequeña serenata diurna, El reparador de sueño, Mi casa ha sido tomada por las flores y El Mayor.

El tema Mujeres, de manera especial y de todo corazón, fue dedicado por su autor a la Virgen de Regla, luego le siguieron Viene la cosa, Para no botar el sofá, Quien fuera, La masa, El necio, La era está pariendo un corazón, hasta concluir con Ojalá.

Como se ha hecho habitual antes de dar paso al invitado, el poeta y director del Centro Pablo de la Torriente Brau, Víctor Casaus, hizo una donación de libros, a la Escuela Primaria Fernando Chenard Piña, otorgados por el Instituto Cubano del Libro, el centro Pablo, la editorial Capitán San Luis y los Estudios Ojalá.

Seguidamente fue presentado Carlos y sus músicos, quienes aclamados por los presentes, asumieron el escenario también, por más de una hora.

Temas antológicos de su repertorio como Lucas y Lucía, con el que inició su presentación, seguidas de, Siete, Fotos de familia, Muros y puertas, Telón de fondo, fueron las propuestas del autor de Guillermo Tell, quien con grandes energías y dominio escénico mostró su arte, acompañado de músicos talentosos entre los que se destacó, Aldo López Gavilán, al piano.

Junto a Silvio y Carlos, autores de canciones que hacen siempre reflexionar, entre buena música y poesía, el pueblo obrero de Regla, de grandes luchas y tradiciones, que cuenta con un alto grado de sincretismo religioso, monumentos únicos que les trascienden a su propia historia y auténticos habitantes, que aman y sienten orgullo por el mar, fue celebrado el aniversario 330 de la fundación de su Villa.

Una vez más, el empeño de llevar el arte al corazón del pueblo se hace realidad, de la misma manera que la canción de Rodríguez, que dio inicio al concierto, define el concepto inspirador de la Gira por los Barrios y en especial de esta presentación.

La canción de la Trova
(1967)
Autor: Silvio Rodríguez

Aunque las cosas cambien de color,
no importa pasa el tiempo.
Las cosas suelen transformarse,
siempre al caminar.
Pero tras la guitarra siempre habrá una voz,
más vista o más perdida,
por la incomprensión de ser
uno que siente,
lo que en otro tiempo fue también.

Hay corazones que hoy también se sienten detenidos,
Aunque sean otros tiempos hoy
y mañana será también.
Se sigue conversando con el mar

Aunque las cosas cambien de color,
no importa pasa el tiempo.
no importa la palabra que se diga para amar.
Pues siempre que se cante con el corazón,
habrá un sentido para la emoción de ver
que la guitarra es la guitarra
sin envejecer.

Silvio en Regla Foto: Iván Soca / Cubadebate

Silvio en Regla. Foto: Iván Soca/ Cubadebate.

Carlos Varela en el concierto de Silvio en Regla. Foto: Iván Soca / Cubadebate

Carlos Varela en el concierto de Silvio en Regla. Foto: Iván Soca/ Cubadebate.

Silvio en Regla Foto: Iván Soca / Cubadebate

Silvio en Regla. Foto: Iván Soca/ Cubadebate.

Carlos Varela en el concierto de Silvio en Regla. Foto: Iván Soca / Cubadebate

Carlos Varela en el concierto de Silvio en Regla. Foto: Iván Soca/ Cubadebate.

Carlos Varela en el concierto de Silvio en Regla. Foto: Iván Soca / Cubadebate

Carlos Varela en el concierto de Silvio en Regla. Foto: Iván Soca/ Cubadebate.