Imprimir
Inicio » Noticias, Cultura  »

Luis Alberto García: "He sido leal al tiempo que me tocó vivir"

| 248

Luis Alberto García y Amaury Pérez en "Con 2 que se quieran". Foto: Petí

Luis Alberto García y Amaury Pérez en "Con 2 que se quieran". Foto: Petí

Amaury. Muy buenas noches. Estamos en Con 2 que se quieran, ahora aquí en 5ta. Avenida y calle 32, en el barrio de Miramar, en los maravillosos Estudios Abdala.

Hoy nos acompaña otro de esos grandes amigos míos. La gente dice que yo nada más que invito a mis amigos, bueno, este es otro de mis amigos: uno de los actores más inteligentes de la escena cubana. Una de las personas más sensibles que yo conozco, un melómano, un chef de cocina, en fin, vamos a hablar con él de muchísimas cosas. Una de las personas que yo admiro profundamente. El Cine Cubano, la Televisión Cubana; la historia del Cine y de la Televisión Cubanas no se puede escribir, si no ponemos, como diría Eúfrates del Valle, en letras de oro, el nombre de Luis Alberto García hijo.

Mi hermano, un gusto que hayas venido, que al fin te haya agarrado, porque tú fuiste una de las primeras personas que llamé. Incluso, cuando este programa era un proyecto, cuando no se había filmado ni si quiera el primero, yo dije: Luisito. Y en aquellos momentos, tú, no me dijiste que no, porque la palabra no es decir que no, sino no mostraste un interés especial en venir. ¿Por qué cuando te llamé por segunda vez, sí?

Luis Alberto. Bueno, porque cuando comenzaba el proyecto tuyo, yo estaba atravesando un momento difícil de mi vida, en el plano personal, incluso hasta en el profesional. Y yo soy de la opinión, de que no tengo por qué echar a perder los proyectos de los amigos míos, sobre todo los proyectos que valen, como este.

Amaury. Gracias.

Luis Alberto. Luego, cuando vi el programa, pues me enamoré, te lo he dicho. Te he llamado y te he colmado de elogios, a ti y a todo tu equipo, porque de verdad que han hecho una cosa lindísima.

Amaury. Y bien que nos ha costado. Y te agradezco que hayas venido y voy a empezar entonces con este, porque en tu página Web, leí esta cosa increíble, que es un soneto que te hizo Joaquín Sabina. Y dice

En la página Web de Luis Alberto

quisiera yo plantar esta semilla,

beso de Judas, oración del huerto

de quien sabe poner la otra mejilla.


En al isla de los ciegos Dios es tuerto

verde olivo, Shangó de las Antillas,

alzo mi copa porque no estás muerto,

ni te has pasado en balsa a la otra orilla.


Y si quieres reír, pide otro trago

y si quieres llorar, llora conmigo

que perderá contigo la partida.


Yo sé que paladeas cuanto hago,

tú deberías saber que te bendigo,

melancolimulato de mi vida."

Bueno, a cualquiera no se le hace un soneto... Joaquín Sabina no anda regalando sonetos como un loco.

Luis Alberto. Bueno, no sé, la vida me ha dado la suerte de tener amigos inmensos, gente que yo nunca imaginé que iba a poder tocar con mi mano, abrazar, o compartir su obra. Y este es uno de los casos. Bueno, me tocó. Yo a veces todavía no me lo creo. Y yo te soy sincero, Amaury, eso tampoco es así por gusto. Yo le decía: Joaquín, nunca en mi vida me puse a recopilar recortes de prensa, ni cosas así. ¿Qué sabía yo que iba a venir Internet ni las páginas Web ni nada de eso?

Amaury. Sí, claro, claro, ni él sabía.

Luis Alberto. Y entonces me dijo: Pero mira, los amigos, los que te conocemos, la gente puede dar opiniones, y eso vale lo mismo. Aquí está la mía... Me mató.

Amaury. Además, es precioso, melancolimulato.

Luis Alberto. Sí, sí.

Amaury. Una cosa..., cosas de Sabina. Sabina es como sus canciones pero...

¿Cuánto de Luisito hay en cada personaje?

Luis Alberto. Mucho, mucho. El trabajo nuestro es meterte en otras pieles, en personas que muchas veces son muy diferentes a ti, pero a cada personaje, por muy lejano que esté, yo siempre trato de ponerle algo mío. De ahí que a mí me interese, por ejemplo, si hago de un asesino, un ser deleznable, un tipo despreciable, pues digo, pero no hay nadie que sea despreciable a tiempo completo, y a lo mejor, este tipo tan despreciable, resulta que es fanático de Wagner y le gusta esa música. O este otro, que es igual de despreciable, siente un amor inmenso por un hijo o por una hija, y eso le da al personaje color, le da profundidad, y hace que la gente vea en pantalla a un tipo que es creíble, que no es malo a tiempo completo.

Amaury. Claro, pero ¿tú te sientes identificado con actores como Marlon Brando, por ejemplo, o Robert de Niro, que dicen que siempre son Marlon Brando y Robert de Niro, hagan lo que hagan, tú sientes que hay algo ahí que son ellos, siempre?

Luis Alberto. Yo quisiera, realmente, Dios o la vida no me ha dado todo el talento que yo quisiera tener. Yo quisiera ser diferente en cada personaje. Pero es tremendamente difícil. Es tremendamente difícil y no depende solo de que tengas una buena tanda de maquillistas detrás, ni mucho menos.

Amaury. No, no, no es caracterización.

Luis Alberto. Los dos que me pusiste son..., Marlon Brando y Robert de Niro.

Amaury. Lo que pasa es que leí, hace poquito, una entrevista de Robert de Niro, donde él decía: "Me cansé de intentar ser otra persona y ahora voy a dedicarme a ser Robert de Niro". Estaba tremendo el comentario, por eso te lo hice.

Ahora, husmeando en tus cosas para preparar esta entrevista, encontré una frase tuya de cuando estabas filmando La vida es silbar, con Fernandito Pérez, dijiste lo siguiente: "He aprendido que no hay que darlo todo por hecho y que hay que trabajar para vivir mejor, no para sufrir." La pregunta es: ¿Has logrado vivir mejor y no sufrir?

Luis Alberto. ¡Ay, Dios mío!, uno no puede andar diciendo frases así, porque después... (risas)

Amaury. ...Mira, porque después salen en la entrevista.... (risas)

Luis Alberto. ...Después salen en la entrevista y tienes que ser consecuente. No, sigo, sigo en ello. Sigo pensando que hay que trabajar para no sufrir. Lo que pasa es que la vida misma no es felicidad todo el tiempo, ni sufrimiento todo el tiempo y el trabajo nuestro, tampoco. Entonces sigo en eso, sigo en ese empeño.

Amaury. ¿Sigues en el empeño de vivir mejor?.

Luis Alberto. Sí, claro.

Amaury. Y de sufrir menos.

Luis Alberto. ¡Sí, no es malo, no es malo, eso no es malo, claro!.

Amaury. Ahora, aquí viene otra de las cosas que se dicen de ti, porque todas son interesantes -nuestro querido amigo, Carlitos Varela, ha dicho que las heridas de la vida tú las curas en el escenario- Y eso es bien arriesgado por parte de Carlitos, ¿tú estás de acuerdo con lo que Carlos dice?

Luis Alberto. Yo creo que lo que quiso decir es que los golpes, que el sufrimiento que puedes tener en algún momento de tu vida, yo los uso y los encaramo en el escenario, todo lo pongo delante de la cámara. El oficio de actor es bien difícil, porque tienes que sacar a flote tu mundo interior, si eres un tipo sincero y te tomas en serio tu trabajo, no tienes otra alternativa que mostrarte tal cuál eres, o sea, que de curarme nada. Puede que el trabajo me sirva para exorcizar demonios, o sacarme de adentro esas heridas, pero, ¿curarlas?, ¿olvidarlas?, no.

Amaury. A ver, yo no te voy a adular, yo te admiro mucho, como te admira todo el que te ha visto actuar en la vida, el que no te admire, es porque no te vio actuar, el que te vio actuar ya te admira. Sin embargo, yo tengo la impresión, igual tú piensas lo contrario, de que tú has luchado contra un componente en la vida, que es la suerte, o sea, tenemos también otro amigo querido, que estuvo en el programa, tuvo la gentileza de venir y que dio una entrevista fascinante, Jorge Perroguría, Pichi.

Luis Alberto. ¡Ahhh, el Pichi!.

Amaury. Es un hombre con suerte, o sea, además de talento, además de belleza, tiene suerte. ¿Tú te consideras un hombre afortunado? Porque tú también tienes talento, tú también tienes belleza física...

Luis Alberto. Depende de cuál sea la suerte. Yo creo que en el caso de Pichi..., Pichi estuvo listo para cuando ese momento se presentó. En su caso fue Fresa y Chocolate.

Amaury. Fresa y Chocolate, sí, él lo dijo en el programa.

Luis Alberto. Yo me considero un hombre afortunado, Ama, porque hago lo que quiero hacer, o sea, no hay muchas personas en el mundo que puedan estar toda una vida viviendo de lo que les gusta hacer. Y a mí lo que me gusta es actuar. Y lo he hecho, y además, lo he hecho con devoción, y creo que lo he hecho con hidalguía, y creo que lo he hecho con respeto. Y aunque no me sale bien siempre, porque hay...

Amaury. ...Pero casi siempre...

Luis Alberto. ...Porque hay cosas que a mí no me han salido bien. Yo me considero un hombre afortunado, por ese lado, muy afortunado. Claro, a lo mejor en otro contexto, qué se yo, me pagarían mejor o tendría una casa, finalmente. Cosas materiales, pero las espirituales, yo, las espirituales, de esas no me quejo.

Amaury. Tienes para regalar. (risas)

Luis Alberto. No, tampoco, porque eso suena, eso suena muy, eso suena muy...

Amaury. ...Eso es vanidad.

Luis Alberto. Sí, sí. Pero no, no, las espirituales no...

Amaury. ...Y compasión, cuando la gente dice: tengo para regalar, ese nivel de compasión es absoluto.

Ahora, yo estuve revisando, Luisito, y hasta la cuenta que yo pude sacar, -soy malo en matemáticas, muy malo-, tienes una carrera..., yo estuve contando, lo fui contando así, miraba en la pantalla y lo iba contando: uno, dos, tres, cuatro, porque yo no puedo contar tampoco rápido, y llegué como a 68, entre largometrajes, cortometrajes. Hay como cuatro que están por hacerse. Y lo de la televisión, ahí no pude contar, los números que yo me sé, que son como hasta el 100, ya en el 101 dije: ¿Qué número será el 101? Ya no podía. Todos esos trabajos ¿tú los haces, los aceptas: por acumular cantidad, o aceptas esa cantidad de trabajo porque es una posibilidad de sobrevivir en este mundo?

Luis Alberto. A ver. Yo he sido muy selectivo con los personajes, las obras en que decido trabajar, la gran mayoría del tiempo. En otros momentos, que son los menos, me he visto compulsado a hacer una película o un medio-metraje, que no me agrada tanto y que no me parece tan interesante, pero necesitaba poner comida en la mesa. Son las menos, o sea, que no ando por ahí queriendo acumular, porque al final, de qué te vale tener 400 películas, si de esas solo se pueden salvar dos. Yo, lo que sí soy un, como dicen en inglés, un workaholic, un tipo adicto al trabajo. Y aunque hay amigos míos que dicen que es un defecto, las tomo cuando se trata de trabajar gratis. Lo que pasa que no me gustaría que se acostumbraran mucho a que siempre fuera gratis.

Amaury. Bueno.

Luis Alberto. La vida es de una manera y yo no puedo tratar de cambiarlo todo, porque no soy Dios. Qué contradicción, que en muchas ocasiones, los trabajos que más quiero, incluso por los trabajos por los que más me respetan, a veces son los peor pagados.

Bueno, aquí no lo voy a decir, pero lo que Isabelita Santos y yo..., no cobramos mucho por hacer Clandestinos, casi nada. Sin embargo, a veces haciendo un bodrio, de lo que yo llamo comestibles, porque son para comer, resulta que de pronto vienen y me pagan: ¡caballeros! ¿por qué no me habrán pagado esto por Clandestinos?, que sí costó trabajo hacerla y no la cosa esta en que lo que estoy haciendo es casi un payaso. Pero bueno, es así.

Amaury. Bueno, pues ahora que hablaste de Isabel, voy a irme a Isabel, porque son como las parejas cinematográficas que uno recuerda, las americanas, ¿no? Es una pareja cinematográfica muy bien llevada, que te ha dado a ti y a ella, a los dos grandes satisfacciones. Hicieron Clandestinos; La vida es silbar; la de Chijona, ¿cómo se llama?

Luis Alberto. Adorables mentiras.

Amaury. Adorables mentiras.

Luis Alberto: En la televisión también hicimos cosas, muchas, muchas. Yo he trabajado mucho con Isabelita. Incluso, hasta una película que no salió nunca.

Amaury. ¿Cómo que no salió nunca?

Luis Alberto. La dirigió Danilo Lejardi, Alderete hacía la fotografía y Danilo Lejardi era el director y nunca salió. Parece que no funcionó, no la editaron a tiempo, no sé...

Amaury. ...La dejaron lejardi, lejardi. (risas)

Luis Alberto. Sí, sí, la dejaron lejardi, lejardi (risas).

Chico, con Isabelita, yo tengo una relación que viene desde que éramos muy jóvenes, muy jóvenes, muy jóvenes. Yo veía a Isabelita en el comedor de la ENA y ella me veía a mí en el comedor del ISA.

Y desde que ella hizo Pasos hacia la montaña, me enamoré de su trabajo, de esa fuerza visceral que tiene esa muchacha, que es un animal de actuación. Bueno, cuando digo animal de actuación se entiende que es un piropo.

Amaury. Claro, está clarísimo.

Luis Alberto. Y desde entonces siempre soñábamos hacer cosas juntos, cuándo podríamos hacerlas y la vida nos puso en bandeja de plata muchas oportunidades y las hicimos. Luego, ya no somos tan jóvenes, casi siempre el cine se hace con gente de 20 años, 30 años, cosas así, y no hemos tenido nuevamente la oportunidad. La última fue en La vida es silbar, de Fernando (Pérez). Eso es un regalo que la vida me dio, trabajar con Isabelita.

Amaury. Ella también en su entrevista, no sé si la viste, en su entrevista para Con 2 que se quieran, ella también habló con mucho cariño de ti como partenaire.

Luis Alberto. Porque nosotros no necesitamos ensayar, no necesitamos hablar mucho, ahí sucede algo que es una empatía, eso es conexión, eso es química. O sea, sin química no hay química.

Amaury. (risas) No, eso lo dijo otro gran prócer, un gran prócer dijo eso, parafraseando, ¿no?

Luis Alberto. Sí, claro. (risas)

Amaury. Es el mismo caso de la técnica (risas). Luis, últimamente tú has sido muy entrevistado, siempre has sido muy entrevistado, últimamente más. Y yo descubro en esas entrevistas, las busqué, he rastreado en estos días, estoy hecho un experto en Luis Alberto García y yo no veo que se habla demasiado de tu niñez, de tu infancia, de tu familia. ¿Qué significó tú familia para ti, tus padres, tu entorno, tú niñez? y después quiero que me hables de cuán duro fue la muerte de tu padre.

Luis Alberto. Mira, yo vengo de una familia muy humilde. Por la parte paterna eran dos personas con muy bajos ingresos, que tenían 11 hijos, mi padre fue uno de esos 11. Y por la parte materna igualmente pobres, mi abuelo materno, que no lo conocí nunca, abandonó a su familia, mi mamá nunca más lo vio. Y mi abuela era costurera, mi abuela materna.

Nací en una casa en el Cerro, una pequeña casita en el Cerro, donde vivíamos 11 personas. Mis recuerdos de cuando era muy niño, muy niño, muy niño era que casi no veía a mi padre. Claro, yo nací en el 61 y sabes, aunque tú no eres tan viejo.

Amaury. Bueno.

Luis Alberto. Que la década de los 60 fue un década convulsa, no solo en el mundo, sino también en Cuba. Mi padre, entre el teatro, el cine, los conciertos, los recitales, no sé qué, no paraba mucho en mi casa. Yo tengo dos hermanos más, soy el mayor de tres hermanos varones. Mi mamá era la que siempre estaba bandeándose con nosotros. Y lo que recuerdo de mi padre siendo niño, es que descubrí muy pronto que la gente lo conocía en la calle, y eso me llamaba la atención. Yo decía, ¿y por qué estas mujeres forman esa gritería? Y que le firme autógrafos, y de pronto, como que me volví un adicto a eso, me encantaba salir con mi papá y ver que mi papá era tan querido y que en todas partes...

Amaury. ...Y tan deseado...

Luis Alberto. ...Sí, y al mismo tiempo, imagínate tú, qué cosa más linda para un niño, asistir a la filmación de unas aventuras. Mi papá estaba haciendo Espartaco cuando aquello. O asistir a un ensayo en el teatro y era una cosa muy rara para mi ver a René de la Cruz, a Carlos Gilí, a tanta gente que visitaban mi casa, y que se sentaban con mi padre a tomar y a comer y no sé cuánto y luego, verlos allá arriba, parados encima de un escenario, siendo otras personas. Ese entorno era para mí muy raro, pero al mismo tiempo atrayente, cautivante. De ahí, que desde edad muy temprana yo dije: Yo lo que quiero es hacer eso. A mi me gustaría ser, yo no decía actor, yo decía artista.

Amaury. Artista.

Luis Alberto. Decía artista. Sin embargo, mis otros hermanos no, para nada. En aquella época era habitual que hubiera niños actores, Bernardito Menéndez comenzó así, bueno, Patricio (Wood).

Amaury. Patricio Wood, igual.

Luis Alberto. Hizo El Brigadista muy temprano. Maribel Rodríguez también. Pero mi papá me dijo: no, no, negativo compañero. Usted gáneselo, estudie, que esto es una cosa muy seria. La actuación es una cosa esplendorosa. Y así fue como después ya me llevó hasta el ISA.

Yo, ahora, Amaury, me doy cuenta que los niños suelen ser, a veces, un poco injustos sin proponérselo. Yo estaba prendado de la figura de mi papá, ¿entiendes?, era como un enamoramiento de hijo a padre. Pero ahora, en la distancia, me doy cuenta que la verdadera heroína era mi vieja. ¡Pobrecita!, le decían la caminadora, porque mi mamá... Yo le pregunto ahora: ¿Mamá, porque tu nos hacías caminar tanto a nosotros, si habían guaguas? Y me dice: para cansarlos, para que se durmieran lo más temprano posible. Así que aprovecho tu programa para decirle a mi mamá, que yo quiero un autógrafo de ella.

Amaury. Ah, qué bonito, muy bonito. Afortunado tú que puedes pedírselo.

Luis Alberto. Y cuando mi viejo me faltó, pues me faltó la mano que salía siempre desde la oscuridad cuando yo estaba apretado. Pero de todas maneras, sigue estando ahí.

Amaury. ¡Claro que está!

Luis Alberto. Él me la da.

Amaury. Tú sabes que está; debe andar por aquí dando vueltas.

Luis Alberto. Me pone la mano aquí y me dice: enmiéndate anda.

Amaury. Oye, ¿y qué pasaba? a ver, para salir de... Es que los dos estamos en shock. ¿Qué pasaba en tu casa?, porque esa es la parte que a mí me llama la atención, cuando tu papá se daba un beso con un personaje de la televisión.

Luis Alberto. Mira, mi mamá es una mujer de las que ya no existen. Mi mamá no acompañaba a mi padre en todas esas noches de farándula. Mi mamá iba al teatro, veía la obra una vez, pero tampoco era esa pareja típica, ¿no?, que tú ves al artista con su muchacha al lado, o su esposa al lado. No, no, mi mamá no iba a nada. Mi mamá iba al trabajo, nos cuidaba a nosotros y luchaba contra la migraña, que siempre tenía mucha migraña

Amaury. ¿En qué trabajaba tu mamá?

Luis Alberto. Mi mamá trabajó siempre haciendo uniformes y cosas así, en un taller textil.

Amaury. Ahora, tú eres una persona, Luisito, que a cada ratico uno lee una entrevista tuya, que a algunos les parece subida de tono, a mí me parece siempre justa y siempre equilibrada y siempre coherente. Porque así eres tú. Ahora, ¿Tú haces eso por una necesidad de que las cosas mejoren, cuando tú eres crítico, porque tú sientes que tienes una vocación de mejorador humano, sería la palabra, mejorador de la sociedad, sanador, sería, o tú lo haces porque te gusta la polémica?

Luis Alberto. No, no, mira, mira, yo no... Ser polémico no es un oficio, no, y además...

Amaury. ...¡Hay personas que lo ejercen y lo trabajan!.

Luis Alberto. Sí, pero no, no, ni yo estoy interesado en hacerme de un pedigrí de contestatario ni mucho menos. Yo lo que mira. Este es el país que mi padre y mi madre escogieron para que yo viniera al mundo. Cuba me escogió a mí, yo orgulloso, ¿eh?, aquí es donde yo vivo y desde esa pertenencia, que además es una pertenencia que a mi me gusta decir, una pertenencia militante, porque tomo partido, desde esa pertenencia, yo siento que tengo todo el derecho de ser crítico y de cuestionarme cosas. Primero como artista, porque yo creo que los artistas -esto no es una verdad de Perogrullo, ni estoy diciendo que sea una sentencia así- yo creo que los artistas, más que dar soluciones, se cuestionan muchas cosas, casi todas.

Ahora, desde la pertenencia, que te hablaba antes, yo creo tengo el derecho de vivir en un país más justo, mucho más justo. A que el sueño del que hablaba mi Poeta Nacional, que es Silvio Rodríguez, que decía: En busca de un sueño ando todavía, pues yo ando todavía. Y para que los sueños sean sueños, uno tiene que pelearlos, y hay que ganarle espacio, a veces, a la desidia, a la estupidez, en ocasiones.

Amaury. A la inercia.

Luis Alberto. A la inercia, a la abulia.

Amaury. A la abulia.

Luis García. A la doble, hasta la triple moral.

Amaury. Y yo conozco gente que tienen más caras, ¡hasta cuatro!.

Luis Alberto. (risas) Ahora, no soy un apóstata, para nada. Yo digo las cosas en donde vivo, a tiempo y sonriente, ¿viste?, otra vez apareció Rodríguez.

Amaury. Claro, claro. Rodríguez ha estado apareciendo en todos estos programas. Es extraño que no haya querido venir aún.

Luis Alberto. Digo, en dependencia a lo que me pregunten, digo con toda sinceridad lo que pienso. Pero siempre para que la historia que me hicieron desde pequeño, tenga sentido.

Amaury. ¿Qué cosa era el Programa de Ramón?

Luis Alberto. El problema de Ramón.

Amaury. Porque era un programa como de radio provincial, por tanto este programa se escuchaba solo en la capital...

Luis Alberto. ...Claro, ese programa se escuchaba en Radio Ciudad de La Habana. ¡Qué bueno que tú tocas eso! Hay algo que la gente no comprende. Un actor no es los personajes que él interpreta, ¿eh?

Te digo esto por lo siguiente. Cuando yo empecé a hacer el programa de Ramón, ya yo había hecho Algo más que soñar, para la televisión, con Eduardo Moya, y ya había hecho Clandestinos. Y la gente pensaba, mucha gente pensaba en ese entonces, que yo había ido realmente a Angola o que yo venía de la lucha clandestina. No, no, error, yo era un actor interpretando personajes. De ahí que como siempre me ha gustado todo lo que es transgresor, todo lo que es indagador, todo lo que se haga a la luz cosas en la que yo creo, Cuando Ramoncito me dijo: vamos a hacer un programa así.

Amaury. Ramón Fernández Larrea.

Luis Alberto. Ramón Fernández Larrea me invitó a hacer el programa y yo enseguida le dije: Sí, venga, claro. Y luego he leído por ahí que él dice; que se sorprendió, que yo que venia de filmar epopeyas patrias, que no sé qué, que hiciera colaborar en eso. Le digo: Ramón, ¿hasta tú caíste en esa trampa?, claro que sí. Tienen que entender de una vez y por todas que el mismo tipo que hace Clandestinos, es el mismo que participa en el programa de Ramón. Es el mismo que hace Los Nicanores, es el mismo que hace Algo más que soñar, es el mismo que trabaja en La vida es silbar. O sea, que un actor no puede casarse con un solo tipo de personaje.

Amaury. ¿Y qué cosa era El programa de Ramón? Cuéntaselo a la gente, a los que no lo conocen.

Luis Alberto. El programa de Ramón era un programa en clave humorística que diseccionaba la realidad cubana de ese momento, los años 80.

Amaury. 80, a mí me daban un cuero en el programa de Ramón.

Luis Alberto. Sí, daban un cuero violento, violento.

Amaury. Yo me reía mucho con las cosas que decían de mí.

Luis Alberto. Ramoncito era un tipo muy ocurrente, le gustaba ese humor muy, muy irreverente, muy irreverente. Y en ocasiones nos llevamos muy buenos cocotazos, ¿eh?, pero fue un espacio de mucha libertad, ahí, en Radio Ciudad de La Habana, con un piquete de gente muy divertida. Ahí estaba conmigo, por ejemplo, Ulises Toirac. Entonces era como un cuadro de comedia y se le daba chucho a todo el mundo, a todos. Había gente que se molestaba.

Amaury. ¿Sí, que se ponían bravos?

Luis Alberto. Había gente que se personaba en la emisora: oye, no digan más eso por ahí, porque...

Amaury. No te puedo creer.

Amaury. ¿Por qué dicen algunos que tú eres el más joven de los actores mayores y viceversa?

Luis Alberto. Ahhh, porque, a ver. Eso sí es algo que es innato en mí. Yo nunca he establecido barreras generacionales.

Amaury. ¡Qué bueno!, porque a los actores de tu generación, fíjate que ya caí yo mismo en eso, les gusta hablar de la generación, entonces son los cantautores de la generación, los escritores de mi generación y eso se convierte como en un cliché también, ¿no?.

Luis Alberto. No, no, para mí Cuba es mucho más y la cultura cubana es mucho más. O sea, yo no hago.

Amaury. Mucho más que una generación, claro.

Luis Alberto. Yo no hago quincallas particulares, ni finquitas, no, no. Para mí un actor de mi edad, o de 70 años, es lo mismo que uno que tiene 16 y empezó ayer. Si lo hace bien y enfrenta su trabajo con rigor, con seriedad, pues ese también es de mi generación.

Entonces, esas personas que dicen eso, lo que quieren decir es que, aunque los años vayan pasando por mí, en el almanaque, quiero decir, mentalmente yo siempre quiero tener 16 años. Y además, me encanta tener 16 años.

Amaury. Y arriesgarte, ir al barranco

Luis Alberto. Quiero decir que colaboro. Sí, sí, sí, colaboro con toda esa gente. Oye Luis, tengo una película que quiero hacer y no tengo dos kilos y no sé más, no sé qué. A ver, enséñame lo que quieres hacer. ¿Es esto? Mira, me interesa, venga, vamos a hacerlo.

Vas a trabajar con tal actor, pero él tiene temor. ¡No, qué temor de qué, ni qué temor! Si a mí cuando yo empecé tuve tanta gente linda que me ayudaron, que me tendieron una mano.

Amaury. Uno tiene que estar en reciprocidad, ¿no?

Luis Alberto. Sí, ahora, ¿qué me toca a mí? pagar, pagar y decir: Esta muchacha jovencísima, este tipo recién salido de la escuela, no les puedo hablar desde una altura. No, no, ¿qué te pasa? Yo estoy al mismo nivel que tú. Tú estás enfrentado al mismo demonio que yo y vamos a batirnos los dos juntos por esto, pero así, sin pose de ninguna clase, sin dar conferencias, sin ser un tipo doctoral. No, no, normal, normal.

Amaury. Bueno, tú eres muy buen amigo. ¿Quién le puso a ese grupo con el que tú te reúnes tantas veces y que son las personas que más tú ves? Pichi, Bárbaro Marín, Los Malitos. ¿Por qué Los Malitos?

Luis Alberto. Mira mijo.

Amaury. Digo para aclararlo de una vez.

Luis Alberto. Una vez más, un joven, Atanay ¿sabes quién es Atanay?

Amaury. Sí, hombre, como no voy a saber quién es Atanay el rapero

Luis Alberto. Atanay, que es mucho más joven que nosotros, de repente fue a una fiesta creo que en casa de Pichi, o algo así con nosotros, y se divirtió horrores, se murió de la risa. Y Atanay dijo: oye, pero ustedes son malitos, malitos, ¿eh?, ustedes se ponen malitos, malitos. Y él fue el primero que empezó a decir: Oye, ven acá, ¿los Malitos no se van a reunir más? Somos un grupo de amigos, no somos solamente actores. Hay pintores...

Amaury. ...Músicos...

Luis Alberto. ...Muchos músicos, que lo que hacíamos sobre todo, era; uno, querernos mucho y dos, apoyarnos mucho.

Amaury. A ver, ¿cuántos discos tú tienes? Porque tú eres uno de los melómanos más importantes que tiene Cuba. Tú, Sigfredo Ariel, creo que son ustedes dos. Creo que son ustedes los que le ganaron ya a todo el mundo.

Luis Alberto. No, no, tengo sentado frente a mí al "Boss".

Amaury. Ya no tengo muchos. (risas)

Luis Alberto. Tengo sentado al frente al "Boss". Mira, lo mío con la música, es, yo creo que a veces toma ribetes ya de enfermizo, ¿no?. Soy un melómano empedernido, de toda la vida, de toda la vida. Yo, desde que era un niño, descubrí que la música me aporta a mí una intensidad sentimental que no lo logra ninguna otra de las artes. Yo te digo con toda sinceridad, yo con gusto dejaría de ser actor y todas las películas y todas esas cosas, todo, todo, si mi padre me hubiera llevado a una escuela de música. Por lo tanto, todos ustedes que se dedican a hacer música, que la hacen incluso, para mí son como dioses. A mis personajes los hago con música, en serio.

Amaury. ¡Qué bonito, qué bonito eso!

Luis Alberto. Y ahora, que ya salió el IPod, es mejor, porque antes era muy complicado llevarte un long playing o una grabadora a un rodaje. Pero hoy en día yo llego a un sitio, me conecto mis audífonos y venga Mozart para abajo o Keith Jarrett para abajo, o en dependencia de lo que venga.

Amaury. Sí, en dependencia de lo que venga.

Luis Alberto. Y ¿sabes qué?, logro, incluso, aislarme, porque en un rodaje hay muchas personas que están haciendo lo suyo y yo he descubierto que con la música yo me voy a otro sitio y después regreso. Me preguntabas por la cantidad de discos...

Amaury. ...Eso, te vas con la música a otra parte, qué bonito, ¿no?.

Luis Alberto. Sí, yo estaba, desde que tengo uso de razón, siempre me gustó acopiar música y tener música. Ese es como mi violín de Ingres. ¿Luis, a qué te dedicas en tu tiempo libre? Bueno, veo muchísimo cine, que es lo mío, que es lo que me toca, pero escucho muchísima música. Yo vivo para eso, de verdad, en serio y he hecho. Mira, yo he ido a los lugares más increíbles del mudo a buscar una canción, una canción.

Amaury. ¡Bueno, a  mi casa has ido a buscar un disco!.

Luis Alberto. Y las veces, las poquísimas veces que he salido con un presupuesto más o menos decente. Las pocas veces que he salido de Cuba con un presupuesto más o menos decente, tengo que evitar entrar en las tiendas de discos.

Amaury. No, eso puede convertirse en una dulce tortura y en un privilegio también que nosotros hemos tenido gracias a nuestro trabajo.

Luis Alberto. Claro, claro

Amaury. Háblame de la familia que tú fundaste. Ya hablamos de la familia que tú heredaste. Ahora hablemos de la que tú has fundado.

Luis Alberto. Tengo tres hijas.

Amaury. Que yo sé que las adoras y que hablas de ellas todo el tiempo.

Luis Alberto. Sí, Claudia y Camila son grandes, ya son mujeres. Y ahora tengo una bebé muy pequeñita, tiene tres meses, que se llama Vida. Ellas tres son lo mejor que yo he logrado hacer en mi vida, ahí está lo mejor de mí.

Amaury. Vamos a hablar de una cosa maravillosa. La última época en que nos vimos mucho fue porque tú habías hecho uno de los documentales -tú como realizador- más impresionantes que yo he visto, de los documentales que yo pongo para llorar, para emocionarme, Leal al tiempo, un homenaje a Eusebio Leal. A mí me parece que eso tiene una factura impecable. Se ha puesto por televisión en varias oportunidades. ¿Cómo fue trabajar con Eusebio?

Luis Alberto. Eusebio es un patriarca. Eusebio es un patriota. Eusebio es una columna de las que sostienen la cultura y la historia de este país. Es todo eso y al mismo tiempo es un tipo asequible.

¿Tú sabes cómo yo pude hacer ese documental? Ese documental lo pude hacer porque partí de mi admiración hacia él. Estudiando a este hombre, y acompañándolo durante casi seis meses, yo hice también un viaje a la semilla. Verle a él haciendo lo que hace, y lo bien que lo hace, pues a mi me alimentó espiritualmente. Yo me devanaba los sesos diciendo: ¿cómo en una hora puedo acercarme mínimamente, a la estatura de este hombre?

Amaury. Luisito, ¿tú suscribirías esta frase de Ortega y Gasset que dice: sin admiración no hay amor? Es muy arriesgada esa sentencia.

Luis Alberto. Sí, yo la suscribiría, claro. Así, pensado ahora así, no encuentro nada o a nadie en mi vida, que yo ame o a quien yo ame, sin que antes, sin que también pase eso por la admiración. O sea, que para mí, amor y admiración van en la misma valija.

Amaury. El documental de Eusebio y, con esto vamos a terminar. Tiene el gran título, Leal al tiempo, ya desde el título, ya uno empieza a temblar. ¿Luis Alberto García ha sido leal al tiempo? Sería la pregunta.

Luis Alberto. Sí. Yo he cometido errores como cualquiera, pero he sido leal al tiempo que me ha tocado vivir y al tiempo de las personas que me antecedieron. Antes te dije que mis padres escogieron para mí que yo naciera en esta tierra, ¿no? Al mismo tiempo yo también he escogido esta tierra para que nazcan mis tres hijas.

Hablamos de los sueños, yo decidí hace mucho tiempo, y sigo decidido a ello, sembrar los sueños míos aquí. Y yo soy de los que le gusta vigilar lo que sembré. Soy consecuente, aquí estoy, fajao. Inconforme en ocasiones, claro, ¿cómo qué no?, pero inconforme desde la pertenencia de la que también te hablé, que es mi derecho.

Sí, yo soy un tipo leal al tiempo que me tocó vivir. A veces gente que no me conoce, o gente que me quiere mucho, y que entiende las cosas de otra manera, me dicen: "Luis, ¿por qué tú te quedaste aquí? ¿Por qué no buscaste otros derroteros, o hiciste tu carrera en otra parte?"

Yo no critico al que quiere vivir en otra parte, yo creo que es un derecho muy soberano que tú quieras hacer tu vida donde quieras. Pero yo no soy de esos, no podría estar fuera de aquí.

¿Y si Fernando hace su mejor película y yo no estoy?

¿Y si Silvio y Pablo vuelven a cantar juntos y yo no estoy?

¿Y si mi hija más grande me da un nieto y yo no estoy?

¿Y si mi hija la pintora se vuelve una enorme pintora, que es lo que espero y yo no estoy?

¿Y si Vida, la más pequeñita, logra tener una vida más plena que la mía, y yo no estoy?

¿Y si los Industriales vuelven a hacerme una campaña como la del año pasado, yo me la voy a perder?

No señor, este es mi lugar, y tienen que darme también.

Amaury. Bueno, ante esas palabras, solo queda decir, gracias. Gracias mi socio. (abrazos)

Luis Alberto García y Amaury Pérez en "Con 2 que se quieran". Foto: Petí

Luis Alberto García y Amaury Pérez en "Con 2 que se quieran". Foto: Petí

Luis Alberto García y Amaury Pérez en "Con 2 que se quieran". Foto: Petí

Luis Alberto García en "Con 2 que se quieran". Foto: Petí

Luis Alberto García y Amaury Pérez en "Con 2 que se quieran". Foto: Petí

Luis Alberto García en "Con 2 que se quieran". Foto: Petí

Luis Alberto García y Amaury Pérez en "Con 2 que se quieran". Foto: Petí

Luis Alberto García y Amaury Pérez en "Con 2 que se quieran". Foto: Petí

Luis Alberto García y Amaury Pérez en "Con 2 que se quieran". Foto: Petí

Luis Alberto García y Amaury Pérez en "Con 2 que se quieran". Foto: Petí

Luis Alberto García y Amaury Pérez en "Con 2 que se quieran". Foto: Petí

Luis Alberto García y Amaury Pérez en "Con 2 que se quieran". Foto: Petí

Luis Alberto García y Amaury Pérez en "Con 2 que se quieran". Foto: Petí

Luis Alberto y el equipo de realización de "Con 2 que se quieran". Foto: Petí

Se han publicado 248 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Siquitraque dijo:

    Amaury socio tremendo programa se tiraron anoche Luis Alberto y tu, no dejaron na pa nadie como se dice en cubano, ya supe que andas por Mexico donde tanto se te quiere, regresa pronto socio, te ne esitamos, un abrazo
    El Siqui

  • gladys regina dijo:

    Aquellas preguntas-respuestas que hace casi al final de la entrevistas,son las mismas que yo hago tambien a veces cuando personas no acaban de entender por que no me seduce salir de Cuba(¡a nada!)
    Las personas bien definidas,con un criterio propio,que puede o no ser el de la mayoria,son dignas de mi respeto,por eso me inclino ante el Sr.Luis Alberto Garcia,lo exhorto a continuar como creador y le deseo una obra bien lograda,como hasta ahora ha sido.Felicitaciones y agradecimiento por recibir parte de su tiempo.

  • Sergio dijo:

    Siempre que tengo la oportunidad leo en Cubadebate el programa de ese genial conductor Amaury Perez el cual invita a otros geniales de la cultura Cubana y aunque fisicamente no estoy en la isla sigo admirando la cultura a la cual me veo representado ,felicidades por este bello programa

  • DEBJ dijo:

    Amaury qué programa! Luisito es simplemente genial, pero más que eso, es un tipo VALIENTE, ese también es su derecho y hace muy buen uso de él. La entrevista fue sensacional y creo que muchos vimos nuestro sentir reflejado en sus últimas palabras, yo lo siento casi en el mismo orden, hasta por Industriales, por eso no pudo dejar de emocionarme de infinita manera. Me pareció muy, muy acertada tu entrevista y creo que no le faltó nada, no dejas de sorprenderme.
    Buen viaje amigo,
    Un abrazo
    P.D.: Estas fotos le quedaron preciosas a Petí, es muy buena fotógrafa, todas quedan bonitas siempre

  • brian leon dijo:

    AMAURY TE LA COMISTE DE VERDAD ESE HOMBRE ES UN BESTIA DE LA ACTUACION EN CUBA SOY SU ADMIRADOR DESDE QUE YO ERA FIÑE Y VEIA S.O.S. DIVORCIO PORQUE ALGO MAS QUE SOÑAR LO VI YA DE GRANDE CUANDO HACIA MUCHO TIEMPO QUE LO HABIAN ESTRENADO A PARTIR DE AHI ME VOLVI FAN DE LUISITO DESPUES CON ZAFIROS LOCURA AZUL ME ENCANTO VER LA RELACION CON NESTOR,MARIN Y SIRIO.MIS SALUDOS Y ADMIRACION AUNQUE NO ESTE ENTRE NOSOTROS A LUIS A. GARCIA PADRE QUE TAMBIEN FUE UN BARBARO Y DEFINITIVAMENTE EL HIJO LE ESTA HACIENDO HONOR A SU PADRE Y CON CRECES.GRACIAS POR EXISTIR NICANOR O ANTONIO O MIGUEL CANCIO EN FIN LUIS ALBERTO GARCIA OJALA QUE DIOS TE DE MUCHA SALUD Y QUE TODAS LAS COSAS QUE QUIERES SE TE DEN PARA CONVENCERTE DE QUE NO ESTAS ERRADO ESTE ES NUESTRO LUGAR Y SEGUIREMOS POCO A POCO DE AYUDARLO A CAMBIAR.AH!PARA MI ERES PERFECTO NADA MAS QUE PORQUE ERES FAN A INDUSTRIALES Y ESTOY SEGURO QUE EL PROXIMO AÑO NOS DARAN EL ALEGRON.UNA DUDA TIENE NICANOR MUCHO DE TI O TU DE NICANOR,O ESTAN PAREJOS.

  • Michel dijo:

    Para Oscar Ruano: Respeto todos los criterios, pero para ser ESPECIALISTA EN COMUNICACION no tienes porque sentirte tan DESEPCIOBADO ( me costó trabajo re escribirlo), ante el mejor programa de la televisión cubana.

    Amaury, felicidades, siempre me gustó tu música y tus letras desde que era chiquiticooooo asííííí!!!!!!, y hace un año que no planifico nada para los martes.......por tu programa.

  • Alejandrocassiano dijo:

    Este debió ser un programa necesario, diría obligatorio. Qué bueno sería que todo el público pudiera comprender toda la intensidad y el desgarramiento que se desprende de este fantástico diálogo, del que emerge una catarsis secular, donde se siente que hay todavía mucho que purgar y pagar por ser leal a uno mismo y más aún al tiempo que le toca a cada cual. Felicidades a Luís Alberto por su valentía de siempre, por su versatilidad, por su acoj.... valor ante las dificultades, por su casta de hombre libre, no de mulato liberto. En tu conversación he sentido que has dicho siempre lo que debe ser dicho y cuenta conque muchos te apoyamos y soportaremos siempre que de tí, heraldo de la verdad y la lealtad, venga esa frescura cubana que nos identifica y distingue. En mi modesta opinión considero que ha sido la entrevista más descarnada de todas, la más atrevida y es que Amaury ha tenido enfrente una verdadera oda a la libertad.

    Los aragoneses del siglo XV juraban lealtad al rey de la siguiente forma: nos que aisladamente valemos tanto como vos, y todos juntos más que vos os juramos lealtad y respeto siempre que respetéis vuestros fueros e privilegios e si no non.

    Luís Alberto, hay más personas de las que crees siguiendo tu huella. Me pregunto porque tu entrevista no aparece en la portada de las culturales como es ya costumbre.

  • vladimir rivera ginorio dijo:

    Genial
    Tremeno tipo Luis Alñberto es el 1.
    Lástima que no vi la de Isabel santos.

  • Tania Pérez dijo:

    Muy linda la entrevista, muy franco Luis Alberto. Tenía criterios erróneos sobre él.leer lo que le escribió Sabina, escucharlo mencionar aSilvio en varias ocasiones , lo acercó más a mi. Es un verdadero artista, ve la vida , su Cuba , su tierra como un artista. hay cosas que dijo que no entendí, pero bueno como dijo, Vladimir, el que me antecedió estuvo GENIAL el programa.

  • vladimir RIvera ginorio dijo:

    Genial.
    Luis Alberto es el 1.

  • jamp dijo:

    Excelente entrevista, más que distante o actuada, me pareció cercana y honesta. Exitos a LAG y a Amaury en su viaje a MX.

  • Eddy Macom dijo:

    Con dos que se quieran
    Saludos:
    Discrepo con lo de buena entrevista, Amaury no se cansa de interrumpir redundando. La personalidad de Luís Alberto ha sido muy manipulada y muy controversial para que no se abordara más de cerca en las preguntas.
    Gracias a Jorge Herrera que aclara mucho más.
    Si los foristas que opinan aquí siguen así habrá que hacerle una estatua a Amaury junto al Caballero de París.
    A mi entender es hora de poner la carne en el asador y dejar las medias tintas, creo que ello no implicará que los invitados comprometan sus posiciones ni sus principios. Luís Alberto no tiene la culpa el es un gran actor pero no valió la pena el esfuerzo; al final esto no es una entrevista, más bien no pasa de conversación trivial. Gracias
    A LOs foristas que quieran leer una buena de Luis Alberto por favor en el sitio:
    http://www.uneac.org.cu/index.php?module=entrevistas&act=entrevistas&id=81

  • Janet dijo:

    Me gustó muchísimo la entrevista a Luis Alberto. Siempre lo he admirado por lo buen actor que es, ahora lo admiro mucho mas por sus sentimientos y valentía.

  • ARMANDO dijo:

    Que tal? Buenos días Amaury, es muy difícil que en nuestro firmamento se encuentre dos luceros tan cerca uno del otro, gracia por ser el autor intelectual de tan hermoso suceso, y que tan maravillosa entrevista, como siempre.
    Por eso desde mi posición de religioso, pido la bendición de Oloffi que te acompañe siempre y que Aggayu Sola te lleve sobre sus hombros a la cima del mundo.

  • Edgar dijo:

    Amaury:
    Desde el primer programa te sigo, no he podido empatarme con los dvd pero descargo todas las entrevistas que me interesan al igual que las fotos de piti, muy buenas por cierto, soy fotógrafo y las coleccionos, sobre todo estos grandes de la cultura cubana. Para mí existen tres grandes momentos en tu vida(en mi opinion)cuando creaste la cancion "Encuentros", la magistral entrevista al canal de miami y la creacion de este fabuloso programa, espero alguna ves tenerte frente a mi y decirtelo de igual forma, como musico nunca me gustaste y AMO la música cubana, pero de este programa y las respuestas que diste en miami, lo mejor que he visto en muchos años, y para que hablar de ese grande de la pantalla que es Luis Alberto, uno de mis preferidos al igual que Isabel Santos, felicidades y esperamos el regreso del concierto en mexico
    Edgar Isla de la Juventud

  • Belkis dijo:

    Dijo Martí: ¨mover un país por pequeño que sea, es obra de gigantes.Y quien no se sienta gigante de amor, o de valor, o de pensamiento, o de paciencia, no debe emprenderla¨
    Estas palabras del Maestro,las tenía guardadas para regarlárselas a Amaury, Peti, al resto del equipo de trabajo de Con 2...y a los invitados que han venido al programa, porque siento que es un pedacito de Cuba que se cuela en cada casa, en casa hogar cubano, cada martes en la noche. Y ha sido una obra de amor de tanta gente linda que vive,ama sueña y se entrega a pesar de los dolores en este país, y con ustedes hemos sentido las lágrimas saltar a los ojos, la emoción nos ha apretado el pecho y la risa nos ha dejado una estela de luz en el corazón...
    Y viéndolos hoy(a Amaury, Luisito...) están Consuelo, Amaraury, Luis Alberto García...aún con nosotros porque están haciendo lo que aprendieron de esos padres enormes, y que ya ustedes también están siéndolo y haciéndolo hoy...

  • BINNIE dijo:

    hola
    amaury, muy buena entrevista la de luis alberto. no la vi pues la pelota me tiene entretenida, pero la acabo de leer.
    admiro a este cubano del monton, (titulo de una entrevista que le hicieron hace mas de veinte años)
    lo considero junto con perrugorria, el otro gran actor cubano, su excelente actuación en clandestino juan a isabel para mi es una de las mejores cosas que le ha pasado al cine cubano.
    y aunque no lo dijo sigue siendo un buen cubano del monton.
    gracias
    yo

    • Yorkys Campos dijo:

      Es bueno formar parte de un colectivo que se dedica a formar y sugerir, a
      las nuevas generaciones, como maestro digo que la mayor satisfacción de todo
      pedagogo siempre será la satisfacción de ver a sus alumnos como
      profesionales de una sociedad justa, son innumerables las cosas y
      profesiones que se ven satisfechas por estas causas, solo que siempre el
      mayor beneficio se verá en la aceptación de la sociedad.

      • Olga Lidia dijo:

        El juego de mi equipo Cienfuegos, lo escuche por la radio, a la misma
        vez la entrevista con Luis, siempre veo el programa, pero este para
        mi fue especial, escuchar sus palabras finales, fue solo para confirmar
        que ese es el actor que quiero para ver todos los programas, por eso
        tambien estamos aqui para verlo cada vez que sale a una de sus
        magnificas actuaciones.
        Olga Lidia Reyes Espino.
        Cumanayagua.

      • Blanquita dijo:

        Una bien grande felicitación te quiero enviar, que especial haces tu programa
        Amaury Pérez, como han cubierto mis expectativas con ese grandísimo programa que
        están realizando, Que cubano y cariñoso eres, no parece una entrevista, te juro
        yo me siento como si estuvieran tu y tus invitados en la sala de mi casa. Mi
        familia y el resto de la gran mayoría de los cubanos lo disfrutamos mucho.

        Te admiro y aprovecho esta oportunidad para hacértelo saber, continúa así, que
        nos trasmites una familiaridad, como casi nadie lo hace, disculpa tantas
        alabanzas, pero lo creo justo es mi oportunidad y te las mereces.

        Gracias a ti y a tu colectivo.

        Del municipio de Mariel otra cubana más,

        Blanquita

      • Dr. Alfredo dijo:

        Amaurys

        El que le escribe, Dr. Alfredo Alfonso Castillo, de Santiago de Cuba, es un
        fiel admirador de su estelar programa, por la forma que usted lo conduce,
        por la grandeza de las personas que invita al mismo y por la sencilles y
        humildad conque esas personas expresan todo lo que sientes al hacerle las
        preguntas . Me han gustado todos los invitados, pero en especial, al actor
        Luis Alberto Ramirez, por su calidad y por su manera de ser, se parece mucho
        a mi
        Felicidades de todo corazón

        MSc. Dr. Alfredo Alfonso Castillo
        Master en Toxicología Experimental
        Experto en Farmacotoxicología
        Profesor Auxiliar
        Jefe de la Agrupación de Toxicología Preclinica
        TOXIMED

      • Osvaldo Velázquez dijo:

        AL COLECTIVO DEL PROGRAMA CON 2 QUE SE QUIERAN BASTA.

        AMAURIS:

        ME PERMITO HACER LA CARTA PERSONAL, DEJANDO CLARO QUE EN ELLA EXPRESO MI
        PARECER, DE TODO EL COLECTIVO DE ESE MARAVILLOSO PROGRAMA, CON INDEPENDENCIA DE
        QUE ME HAYA REMITIDO ESCRIBIRTE LA CARTA A TI POR SER EL EXCEPCIONAL CONDUCTOR
        DEL MISMO.

        DE IGUAL FORMA HACERME UNA CRITICA PORQUE EN REITERADAS OCASIONES HE ESTADO
        TENTADO A ESCRIBIRLES Y POR DISIMILES SITUACIONES, NINGUNAS JUSTIFICADA, LO HE
        IDO POSPONIENDO. ANOCHE FINALIZADA LA ENTREVISTA A LUIS ALBERTO GARCIA NO ME
        PUDE CONTENER Y DECIDI HACERLO HOY, NI UN DIA MAS.

        ES IMPORTANTE SEÑALAR QUE NO SOY CRITICO DE CINE , NI PERIODISTA, NI NADA QUE
        TENGA ALGUNA RELACIÓN CON LOS MEDIOS DE RADIO O TELEVISIÓN, ESO, CLARO ESTA ,
        ME DA LA POSIBILIDAD DE NO ESTAR COMPROMEDITO DESDE EL PUNTO DE VISTA
        PROFESIONAL CON NADIE, DECIR LO QUE PIENSO DEL PROGRAMA Y COMO LO PIENSO.

        NO PUEDO ASEGURAR QUE VI EL PRIMERO, NO LO RECUERDO REALMENTE, PERO DESDE QUE
        COINCIDI EL MARTES EN LA NOCHE CON EL HORARIO Y ME QUEDE VIENDOLO, PARA MI HA
        SIDO ALGO ESPECIALMENTE EXTRAORDINARIO, NO SOLO POR RECONOCER TU EXCELENTE
        CONDUCCCIÓN , ALGO A LO QUE ESTAMOS ACOSTUMBRADOS LOS CUBANOS QUE YA TENEMOS
        ALGUNA EDAD, SINO POR LA FORMA TAN NATURAL , DINAMICA, FRANCA Y RESUELTA QUE SE
        HACEN LAS ENTREVISTAS, POR LAS COSAS QUE UNO APRECIA DE NUESTROS ARTISTAS, LOS
        VE DE CERCA Y LE PERMITE CONOCER QUE SON SERES HUMANOS TAN IGUALES COMO
        NOSOTROS, QUE TAMBIEN TIENEN NECESIDADES, QUE PASAN POR LO MISMO QUE PASAMOS
        NOSOTROS, QUE SON EN ESENCIA TAN DE CARNE Y HUESO COMO CUALQUIERA QUE TIENE QUE
        ENFRENTARSE A LO COTIDIANO.

        DISFRUTE O MEJOR, HE DISFRUTADO DE TODAS LAS ENTREVISTAS, ESPECIALMENTE LA DE
        PERUGORRIA " EL PICHI", QUE ME DIO LA VISIÓN MAS NITIDA DE UN CUBANA NATURAL ,
        REUNIRSE CON SUS AMIGOS A TOMAR CERVEZA EN LA CUADRA JUGANDO DOMINÓ SIENDO EL
        MONSTRUO DE LA ACTUACIÓN QUE ES, O DE EUSEBIO, POR SU SINCERIDAD, POR LA
        FILOSOFIA DE LA VIDA, POR SU FRANQUEZA Y SU CONOCIMIENTO Y POR EL RESPETO QUE
        HAY QUE PONERLE A CUANTO DICE Y, POR ULTIMO; LA DE LUIS ALBERTO ANOCHE,
        CUANDO EXPRESABA QUE HAY COSAS QUE TIENE UNO QUE ESTAR EN CUBA PARA NO
        PERDERSELAS, CUALQUIERA DE LAS QUE CITÓ. ESTAS TRES ENTREVISTAS ME HAN RESULTADO
        GRATIFICANTES Y ALECCIONADORAS, PERO PUEDO CITAR TODAS LAS DEMAS SIN EXCEPCIÓN,
        DE TODAS HAY UNA INTIMIDAD ENTRE ENTREVISTADO Y ENTREVISTADOR QUE LA SUPONGO EN
        LA SALA DE SU CASA Y NO ANTE LAS CÁMARAS, POR LA TRANSPARENCIA Y LA FRANQUEZA
        DEL DIALOGO, ESO LO HE PERCIBIDO EN ESTE PROGRAMA Y NO EN OTRO Y AUNQUE NO SOY
        QUIEN PARA ENJUCIAR , SE DE PROGRAMAS QUE LO INTENTAN, PERO NO LO LOGRAN, POR
        LO MENOS DESDE MI PUNTO DE VISTA O PARA QUE CUBRA MIS ESPECTATIVAS.

        SERIAN ELOGIOS INTERMINABLES, ASI LO SIENTO, PERO SÓLO DOS COMENTARIOS MAS.

        EL PRIMERO SIEMPRE HAY UNA PREGUNTA QUE TOCA LAS FIBRAS Y LOS SENTIMIENTOS DE
        TODOS LOS ENTREVISTADOS, RELACIONADA , FUNDAMENTALMENTE CON LA PERDIDA DE UN SER
        QUERIDO, ALGO POR LO QUE TENEMOS QUE PASAR TODOS, SIN DISTINCIÓN Y LO MAS
        IMPORTANTE, CON LO QUE TENEMOS QUE APRENDER A CONVIVIR, ESTA PREGUNTA PUEDE
        PARECERLE INADECUADO A UN CRITICO, A MI EN LO PERSONAL ME PARECE EXCELENTE, NO
        TODO ES ALEGRIA Y SUEÑOS Y TENEMOS QUE VIVIR CON LOS QUE QUEREMOS Y NOS HAN
        QUERIDO SIEMPRE , PERO QUE NO ESTÁN, LO MAS IMPORTANTE ES SABER QUE OTROS
        TAMBIEN ESPERAN POR NOSOTROS Y DE NOSOTROS. YO TENGO 46 AÑOS Y PERDI A MIS
        VIEJOS EN MENOS DE DOS AÑOS, MIS PARADIGMAS , PERO UNO SE PERCATA QUE LA VIDA NO
        TERMINA ALLI, EMPIEZA OTRA ETAPA:PARA MIS HIJOS , PARA MI FAMILIA, Y PUEDO
        RECORDARLOS Y PUEDE CORRERME UNA LAGRIMA, PERO ME DOY CUENTA QUE TAMBIEN , DONDE
        ESTÁN , ME DAN FUERZAS PARA HACER Y SER CADA VEZ MEJOR, COMO SÉ LE DEBE SUCEDER
        A TODOS LOS QUE HAN PASADO POR EL PROGRAMA. CONSUELITO ERA LA MADRE DE MUCHOS
        CUBANOS QUE NO PROCREÓ, SU AMOR, SU PROFESIONALISMO Y SU ENTREGA LE OTORGARON
        ESE TITULO, QUIÉN NO SE EMOCIONA CUANDO LA VE EN CAMARA.

        Y EL SEGUNDO COMENTARIO, UNA PREGUNTA NECESARIA FINALIZANDO EL PROGRAMA, CUBA, EL
        AMOR Y LOS SENTIMIENTOS HACIA ELLA Y SU REVOLUCIÓN, LA NECESIDAD RECURRENTE DE
        SABERSE CUBANO DONDE QUIERA QUE UNO ESTE, EL ORGULLO DEL QUE NO PODEMOS SER
        INDIFERENTES TODOS LOS QUE AMAMOS ESTE PAÍS, PERO AMAURIS, NO HE VISTO
        RESPUESTA FORZADA PARA QUE SALGA EN CAMARA; SON DOS MOMENTOS QUE ESPERO
        PARTICULARMENTE Y APRECIO CUÁNTO SE QUIERE Y SE AÑORA ESTE PEDACITO A PESAR DE
        TODO LO QUE NOS FALTA POR HACER, DE TODO LO QUE PODEMOS NECESITAR, DE TODO LO
        QUE TENEMOS QUE LUCHAR TODAVIA PARA QUE NUESTROS SUEÑOS SE CONVIERTAN EN
        REALIDAD Y PODERLE BRINDAR ASI, UN FUTURO MEJOR A NUESTROS HIJOS, ELLOS LO
        ESPERAN..

        HACE FALTA QUE ESE PROGRAMA DURE EN CAMARA MUCHO TIEMPO Y SI DEPENDE DE LA
        TELEAUDIENCIA, EN MI ENCONTRARÁN UN FIEL ADMIRADOR DE ESE COLECTIVO Y EN
        ESPECIAL DE LA MAGISTRAL CONDUCCIÓN DEL MISMO, SON ESAS COSAS QUE NECESITAMOS
        LOS CUBANOS, APRENDER DE LOS DEMAS, TODOS TENEMOS ALGO INTERESANTE QUE DECIR.

        NO TENGO , AL MENOS HOY, NADA QUE SUGERIR Y AÚN MENOS QUE CRITICAR.

        MIS SINCEROS RESPETOS Y TODA MI ADMIRACIÓN,

      • Dr. Oscar Luis Llanes Cruz dijo:

        Señor Amaury Pérez Vidal:

        Le saludo y felicito por ese programa, proyecto y obra que Ud. realiza.

        He visto casi todos y decir que unos sean mejores que otros, sería pretender
        que en vez de humanos fueran clones los que asisten. Cada cual con sus palabras
        y cada quién con su historia, merecen haber estado.

        ¿Sabe?, Cuando, años ha, le viera en sus inicios, creí que se trataba Ud. de
        una clásica "zaga familiar" y cuanto me alegro de mi superficialidad de entonces
        o de lo que la costumbre había prejuiciado mis valoraciones. ¡¡Bendito error
        el mío!! Ello permitió descubrir poco a poco la autenticidad del artista, del
        hombre y de ese tren de emociones y sentimientos que en una canción, entrevista
        o donde quiera que se le vea, lleva a flor de piel. Mis respetos.

        El 3er año de mi carrera (curso 83/84) lo hice en el Hospital conocido como "La
        Dependiente" (Clínico Quirúrgico de 10 de Octubre). En aquel sitio, que no se
        caracterizaba precisamente por las galas de otros hospitales de entonces; pero
        con un claustro de lujo y trabajadores todos de valores que no abundan, tuve el
        privilegio de ver a dos personas. Dos artistas, que me gustaría compartir con
        otros la experiencia.

        Cada mes se efectuaba el Día de la eficiencia. Era una jornada en que todos se
        ponían en función de arreglar algo, mejorar, ¡Trabajar! Sin cargos ni rangos en
        función de la esencia de esa institución.

        Mario Aguirre, asistía siempre, creo que era él quien promovía y hacia, junto a
        algún invitado la parte Cultural. En un teatro humilde, desprovisto quizás de lo
        elemental para su trabajo, estaban pacientes, trabajadores, estudiantes,
        disfrutando de su obra. Mario declamaba, hacia monólogos, interactuaba con
        nosotros y, fíjese que no dijera público; él creaba un entorno familiar,
        fraternal. Sin auto, salario u otra forma de pago que no fuera la enorme
        satisfacción de los que pudimos verle. Luego visitaba salas y trabajaba para
        aquellos que por su estado les fue imposible trasladarse. Siempre que le veo en
        TV, desde entonces, tengo la impresión de estar con un amigo, que ni sabe que
        existimos, no importa; pero un amigo que fue útil, que entregó al mundo de las
        calamidades su amor y eso lo hace enorme.

        Alfredo Rodríguez, tenía a su Señora Madre ingresada en el 3er piso del
        pabellón de "Los Abelinos" pues padecía de Artritis Reumatoidea y su salud era
        precaria. Cada día en las mañanas la visitaba luego de terminar su trabajo en
        sitios nocturnos y hacia un bello ritual de respeto: Todos conocían que era un
        artista, casi todos gustaban de su arte, lo admirábamos; pero Alfredo pedía
        permiso y se excusaba humildemente por estar fuera de horario de visitas para
        ver a su madre...¡¡NÓ TENIA OTRA POSIBILIDAD !!

        Una vez en el cubículo donde estaba ella, veíamos al hijo amoroso, tierno, que
        más que amor, era idolatría lo que profesaba.

        En aquel cubículo no había lujos, si acaso un pequeñísimo televisor portátil
        (blanco y negro) para que viera sus programas favoritos; su ingreso era largo y
        tenia mucha limitación para salirse de la cama.

        Tengo a mis padres vivos; con sus enfermedades, pero aún vivos, Dios gracias.
        También tres hijos con los que no convivo el diario por causa de divorcios; pero
        cuando trato de conceptualizar amor filial o cuando trato de explicarlo (si es
        que existe una explicación terrenal para el amor) siempre acuden a mi mente tres
        personas: Mario, Alfredito y Ud. Amaury.

        Entre las cosas que Dios y la vida me regalaron, está el conocer que existen,
        al menos, personas como ustedes. Gracias por hacer todo cuanto hace y por el
        valor personal de denota cada entrega suya.

        Mis mejores votos de salud y que Dios bendiga sus días,

        Cordialmente, Dr. Oscar Luis Llanes Cruz. ( simplemente Oscar)

      • Ruben y Elena dijo:

        Amaury !!! Soy elena ya te escrito otras veces y sigo fascinada contigo y tu
        programa.
        Ayer Luís Alberto excelente, la autenticidad en persona !!!!
        Magnífica y muy inteligente tu entrevista.
        Temo se acaben los mountros como este que tuvimos ayer y el programa recese.
        Te juro que percibo cada martes por nuestras casas pasa como un soplo un aire
        limpio y fresco, irreverente, pero muy patriótico, es una lástima que no se
        imite por muchos otros, para sentirnos mejor el alma.
        Un beso.
        Díos te bendiga a ti y los tuyos.

  • Bárbara Pino Hernández dijo:

    Todo indica que llegará el próximo programa y personas de todas latitudes estaremos escribiendo para dar las gracias por la entrevista a Luis Alberto García, por las preguntas bien estructuradas y las respuestas tan inteligentes y valientes dada, soy de las que piensa como el, de las que aquí seguimos y aquí estamos porque tenemos algo más que soñar.
    Te felicito pues tu programa ha ganado en madurez, veo en los créditos que te estás asesorando con excelentes periodistas que van enriqueciendo tú proyecto televisivo, ya nos haz atrapado, hasta los que veíamos el programa y solo criticábamos tu proyección, pero vale, eso es lo que te hace grande, eso es lo que demuestra tú inteligencia,haz sabido escuchar y sacarle provecho a las críticas.

  • FERNANDO dijo:

    Luis Alberto:
    Pienso que eres leal a los televidentes y a tú forma de pensar y por ello te admiro de todo corazón. Cuando veía el programa le decía a mi esposa: mañana tengo que hacerle llegar lo que me pasó.
    Resulta que hace como dos años -de casualidad- tropizo con los Nicanores, fue un Sábado que no tenía que trabajar y sin embargo lo hacía, un poco cansado me da por abrir uno de ellos para "refrescar", luego de verlo lo borro de la computadora, en la que no acostumbro ni a utilizar los juegos, pasados unos meses llega al trabajo un personaje merecedor de uno de los adjetivos que das en la entrevista o quizás con todos ellos juntos y define aquello como pornografía; me molesté mucho y reclamé pero de nada valió, al final me impusieron una medida disciplinaria, a la semana sales en el GRANMA mereciendo un premio. Si a mi me hicieron eso me imagino cuantos escollos habrás tenido que saltar en la vida por decir las cosas tal y como son. Te felicito una vez más por tú franqueza, tú fuerza y tú lealtad.

  • Georgina dijo:

    OH QUE MARAVILLA DE PROGRMA ESTELAR, ESOS NOS VIENE HACIENDO FALTA , ERES RSPECIAL PARA ELEGIR A TUS INVITADOS , PARA LUIS ALBERTO QUE NO SE PREOCUPE QUE INDUSTRIALRS LE VA A DAR MUCHOS ALEGRONES ESTO DE ESTE AÑO ES UNA TREGUA PARA DAR PASO A LOS EQUIPOS NOVELES, QUE NO SE MUEVA QUE LO MEJOR DE INDUSTRIALES ESTA POR VENIR0.
    PARA TI MIL BESOS , TE AMO

  • Yunia Ruiz Jerez dijo:

    Me pareció interesante la entrevista a Luis Alberto García, pues considero que no todos los artístas son capaces de ver las verdaderas facetas de la vida de esa profesión y que no se anda con paños tibios para decir lo que piensa.

  • Hortensia Rivera dijo:

    Amaury, Luis Alberto:
    ¡Qué más que no se les haya dicho!
    Gracias, gracias, gracias.
    Amaury, estás ayudando mucho a nuestra Patria a cambiar mentalidades oxidadas, obsoletas y oportunistas.
    Felicidades a todos los artistas nuestros por su coherencia.
    Hortensia

  • Ibis dijo:

    AMAURY, LUIS ALBERTO , COLECTIVO DEL PROGRAMA :LOS FELICITO , UNA DE LAS MEJORES ENTREVISTAS POR SOLIDA, SOSEGADA, POLEMICA , SIMPATICA, CONSECUENTE...UNA MARAVILLA.
    LUIS ALBERTO , ERES UNA JOYA....ES UNA DICHA TENERTE ..ES UNA PENA QUE NO TENGAS TODOS TUS PROBLEMAS MATERIALES RESUELTOS PERO COMO BIEN DICES, LOS SENTIMENTALES SI....SIN COMENTARIOS...
    ¿ TU CREES QUE FERNANDO HARA SU MEJOR PELICULA??QUIEN SABE !!! PERO LA COMAPTENCIA CON CLANDESTINOS Y CON SUITE HABANA Y CON MARTI EL OJO DEL CANARIO ES FUERTE!!
    LOS ABRAZO IBIS

  • yelo dijo:

    la verdad que me encanto la entrevista, y tus invitados son geniales, genialessss, ojala y Sabina me escribiera una frase asi a mi, ke orgullo...
    felicidades a todosss...

  • Amaury Pérez dijo:

    Queridos foristas. Aún estoy de viaje y siempre en carretera, no he podido leer los comentarios a profundidad. Espero hacerlo el sábado en casa. Gracias a la inmensa mayoria que disfrutó la entrevista, desgraciadamente no tengo tiempo para responderle a un par de provocadores que veo por aquí ni lo tendré, pero si para agradecer en nombre de mi equipo a los amorosos cómplices de un programa que ya entró en su curva final.
    Hasta pronto.

  • Juan de la Cruz dijo:

    Admirado Amaury. Espero que tengas en Mexico el exito que te has ganado, el programa fue MARAVILLOSO no dejes que un par de seres con ansias de figurar en las marquesinas te empañen tan bello foro. Uno es un cretino , debes imaginarte cual, y el otro un petulante con apellido de empresa telefonica al que le caeria mal cualquier cosa que hicieras. Felicidaes a ti y a Luis Alberto

  • felipe dijo:

    Dios nos salve de esos especialistas de la comunicación que debe ser lo mismo que Ecom. Y si fuera trivial hablar del sol o de la lluvia, como simples amigos...., al decir del otro Poeta Nacional, qué hay de malo en ello? Ni pierdas tu tiempo Amaury. No hace falta. ! Déjalos soñando con sus estatuas !

  • Marlene dijo:

    No espero mas!Ya con el Programa con Luis Alberto, la tentación a escribirte Amaury es mucha, y escribo a nombre de toda mi familia que somos fanaticos a tu programa.Los martes hay que cocinar y comer temprano pues hay que ver Con 2 que se quieran.., aunque no conoscamos al invitado que nos a pasado, y despues ha sido igual de deliciosa la entrevista.
    Este programa desde los primeros acordes de su tema musical ya prende a todos, y siempre esperamos erizarnos con las ultimas palabras del invitado.
    FELICIDADES A TODOS LOS DEL COLECTIVO Y A TODOS LOS INVITADOS QUE HAN PASADO POR EL PROGRAMA, Y HASTA LOS QUE PASARAN PRONTO!
    Por favor bajo todas las banderas mantennos dando el placer de tremendisímo programa.
    Marlene

  • Mayda dijo:

    Ya te comprendí Macom: Tú eres el iluminado que tiene la razón y el resto somos unas decenas de imbéciles y aduladores cuya opinión no vale para nada. Sigue tú con el veneno que nosotros nos quedamos con las abejas.

  • Clarita dijo:

    Luis Alberto: ¡¡¡TE AMOOOOOOOOO!!!
    Amaury: ¡¡¡Ideeeeeeeem!!!
    Petí: ¡Qué divinos te quedaron esos close ups de los ojos de Luis Alberto!
    Los felicito a todos, me emocioné mucho con la entrevista, ¡esa es mi generación!
    Gracias por existir.

Se han publicado 248 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Amaury Pérez Vidal

Amaury Pérez Vidal

Cantautor cubano. Fundador de la Nueva Trova. Ha conducido varios espacios exitosos en la televisión nacional. Ha escrito varias novelas y poemas.

Vea también