Imprimir
Intercambio Renovado Inicio » Especiales, Cultura  »

Treinta febreros de Amor para una Colmena (+ Fotos y Videos)

| 1649 |

La Colmenita al finalizar una reciente actuación en el teatro Sauto de Matanzas. Foto: Cortesía de La Colmenita.

Si de niños, magia y amor se trata, a mi mente llegan - como en ráfaga-, diferentes imágenes en tonos amarillos y negros, con alas y antenitas en constante movimiento. Con una banda sonora de sonrisas y corazones latiendo al compás del Bien. Con rostros pequeñitos y otros no tanto. Traviesos, juguetones y cariñosos, porque como dijera sabiamente el Apóstol “son los que saben querer, son la esperanza del mundo”.

Y en este planeta tan convulso en que vivimos La Colmenita es un rayito de luz que se va abriendo paso entre las nubes más oscuras; que salva y que sana, que impulsa, que forma y completa.

La Colmenita no es una escuela, pero enseña. No es un hospital, pero cura. No es un parque, pero divierte. No es una casa, pero la habitas. Tiene la virtud de ser una y a la vez muchas otras cosas. Y viene con un complemento añadido: las personas maravillosas que la conforman.

Es una inmensa obra de amor.

La Colmenita. Foto: Cortesía de La Colmenita.

Un poco de historia

El 14 de febrero de 1990 surgió un pequeño grupo de teatro compuesto por niños y jóvenes, bajo la dirección de Carlos Alberto “Tin” Cremata y su mamá, Iraida Malberti; que hasta 1993 se mantuvo estrenando obras del Teatro Cubano y el Siglo de Oro Español.

En 1994, un pequeño cambio marcaría el destino del grupo para siempre; estrenaron en el Karl Marx, una versión del clásico Meñique interpretada solo por niñas y niños. Ese sería el inicio de lo que, al paso de los años se ha convertido en La Colmenita, Compañía Infantil de Teatro de los Niños de Cuba.

La idea de Cremata fue sumando abejitas y zánganos. Cuando ya eran tantos los que iban hasta el panal fundador, Tin le pidió a Jaime Fort (el guionista de buena parte de los programas de Vivir del Cuento) que abriera un Taller anexo por Alamar, y después se abrió otro en Plaza, y así en otros municipios de La Habana. Por eso hoy en la Colmenita actúan niños del Vedado, pero también de San Miguel, La Lisa, el Cotorro y casi todos los lugares de la capital.

Tiempo después el sueño se multiplicó y se abrieron Colmenitas en casi todas las provincias de Cuba. De algunas vinieron a enterarse cuando visitaron ese territorio y Tin y sus compañeros quedaban maravillados de la calidad de aquellos proyectos.

La Colmenita en la cima del Turquino. Foto: Cortesía de La Colmenita

Una gran familia

Eso es La Colmenita. Así la forjaron sus fundadores. Así la han sostenido generaciones de maestros, instructores, productores y técnicos. Así la han vivido generaciones de niños.

Algunos que llegaron siendo pequeñines con ganas de fantasear desde el teatro y la música, hoy son parte de la compañía como maestros. Algunos encontraron el amor en aquellos predios. Otros ya tienen a sus hijos criándose en La Colmenita.

Allí todos hacen de todo. Como los mosqueteros actúan: todos para uno, uno para todos. Jaime Fort lo cuenta con gracia en este testimonio:

Soy Fundador de La Colmenita y durante muchos años tuve un pequeño problema, que no por pequeño dejaba de ser inquietante. Cada vez que debía rellenar alguna de las muchas planillas que los cubanos tenemos que cumplimentar a lo largo de nuestras vidas; y me topaba con la pregunta “profesión” ahí mismo me entraba una indecisión muy grande. Yo, como trabajaba en La Colmenita, lo mismo hacía de actor, que de profesor, que de técnico de sonido, utilero, tramoyista, atrezo, auxiliar de iluminación, escritor de guiones, ayudante de vestuario, repartidor de merienda, electricista, y algunas veces, hacía hasta la dirección general y puesta en escena de algún espectáculo. También desarrollaba en la Colmenita otras actividades relacionadas con el teatro, pero de forma más indirecta, como: desmontador de ascensores, ayudante de mecánico de guagua, chapistería y pintura, traductor e intérprete, cuidador de niños, estibador, espantador de ranas o relaciones públicas. Pero la casilla de “profesión” era un solo cuadrito y yo nunca supe qué diablos poner. En realidad, podría haber escrito una sola palabra; una palabra que lo resumía todo, pero estoy seguro que el burócrata de turno no iba a entender nada si ponía ahí, “Profesión”: COLMENERO…

La Colmenita celebró los 25 años de la primera puesta en escena de su versión de La Cucarachita Martina. Foto: Daylén Vega/ Cubadebate

Del Teatro Nacional a La Bajada

Siempre agradece Cremata a la Juventud, los Pioneros y a Nisia Agüero por haber creído en la valía del proyecto, cuando apenas nacía. El Teatro Nacional, que dirigió Nisia le abrió las puertas hace 25 años para aquella producción de "La Cucarachita Martina", a la que ahora le han celebrado sus bodas de plata.

Después han paseado por los mejores teatros de Cuba maravillosas versiones de obras como “Sueño de una noche de Verano”, “La Cenicienta… según Los Beatles”, “Los Cuentos Cubanos de Andersen”, “Alicia en el país de las Maravillas”, “Y sin embargo, se mueve”, “Fábula de un país de cera”, “Ajiaco de Sueños”, “Elpidio Valdés y los Van Van”, “Abracadabra”, “Pedro y el Lobo”, “Meñique”, “Bululú y Medio”, “Los Balcones de Madrid”, “El gato con Botas”, “Ricitos, los Tres Ositos… y la Década Prodigiosa”, “Blancanieves y los siete enanitos”, “Las aventuras de Pinocho”, “El Concertazzo de La Colmenita”, “Travesía Mágica”…

Junto a la magia que le ponen los niños a esas obras, en sus elencos han participado integrantes de lujo como Silvio Rodríguez, Juan Formell y Los Van Van, Omara Portuondo, Compay Segundo, Eliades Ochoa, Adalberto Álvarez y su son, Alexander Abreu, la Orquesta Aragón, Virulo, Teresita Fernández, Buena Fe, Liuba María Hevia, Issac Delgado, Pancho Amat, Beatriz Márquez, Vocal Sampling, Los Papines, Oscar Valdés, Enrique Plá, Ernán López Nusa, Julito Padrón, Orlando Valle “Maraca”, Rolando Luna, David Álvarez, Moncada, y María de los Ángeles Santana, entre muchos otras joyas de la cultura nacional.

Hola, soy Omara Portuondo, quiero enviarle un beso muy grande a Tin y a todos los colmeneros en este cumpleaños. Gracias por invitarme a cada rato a compartir sus aventuras y muchas gracias por lo que hacen por nuestra Cultura. Yo también me siento parte de esa familia, como una abejita más, endulzando el alma de Cuba. ¡Felicidades Colmenita!

Pero las abejitas no están hechas para encerrarse sólo en los teatros; han salido a repartir sus mieles por decenas de lugares de toda Cuba. Han realizado decenas de Giras Nacionales por las zonas más intrincadas o las llamadas Áreas de Silencio, por aquellas que han sido afectadas por desastres naturales o por las comunidades rurales del Plan Turquino-Manatí.

En escenarios improvisados al aire libre, a veces al amparo de las luces del ómnibus que los traslada, en ocasiones actuando para sólo una decena de niños (que eran todos los niños de esa comunidad), La Colmenita ha dejado sus huellas en Maisí y La Bajada, en Moa y Guaracabulla;  llevando un mensaje de aliento y con la premisa de que tener talento es tener buen corazón.

Junto al Movimiento de Payasos Terapéuticos han promovido también una labor de hermoso alcance humano por los Hospitales Oncológico y Pediátrico de La Habana, que ya se extiende por todo el país.

En 1998 La Colmenita se integró al Ministerio de Cultura de Cuba como un proyecto oficial del Consejo de Artes Escénicas, y en 2006 fue nombrada Centro de Promoción de Salud, por el Ministerio de Salud Pública cubano.

Con Cristina Fernández en la Casa Rosada, Argentina. Foto: Cortesía de La Colmenita

Libando por el mundo

El paradigmático modelo pedagógico y teatral que La Colmenita ha desarrollado en estos treinta años ya es reconocido en diversos continentes.

Más de 25 países de Asia, Europa y América, han disfrutado de las actuaciones de la compañía cubana. Hasta a los propios Estados Unidos, pese al bloqueo, llegó el mensaje de paz y amor de Cremata y sus pequeñines.

Y en no pocos lugares por donde han pasado han dejado sembrada la semilla. Así han surgido Colmenitas en España (Sevilla, Cantabria y Tenerife), México (Querétaro, Chiapas y San Luis Potosí), Panamá, Nicaragua, República Dominicana, Colombia (San Cristóbal, Bogotá), Canadá (Winnipeg), seis en Argentina (Buenos Aires), 50 en los diferentes estados de Venezuela y 31 en todos los departamentos del Salvador. Cada una con una membresía de entre 50 y 100 niños.

La Colmenita fue el primer grupo teatral del mundo en ser proclamado Embajadores de Buena Voluntad del Fondo de la Organización de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF).

Yalcin Baykul (Turquía) – Yo sueño con que haya muchas más Colmenitas alrededor del mundo… y más, sueño que el mundo todo – sea una gran Colmenita.

La ColmenaTV. Foto: Cortesía de La Colmenita

Teatro, Cine, Música y TV

La Colmenita ha realizado coproducciones exitosas con Bread and Puppet Theater (EE.UU.), Odin Theatre (Dinamarca), Deep Mountain (EE.UU.), People´s Little Theater (Bangladesh), Les Mordus du Théatre (Bélgica), Corporación Cantoalegre (Colombia), Big Band Ribe (Dinamarca), CoopFilarmónica de Bogotá y un largo etcétera.

Pero La Colmenita en su quehacer ha trascendido la puesta en escena teatral, produciendo tres largometrajes con y para niños: “¡Viva Cuba!”, “Habanastation”, “Y sin embargo…”; los tres con gran acogida por el público y multipremiados internacionalmente.

Asimismo, obtuvo el Premio Especial Extraordinario del Festival CUBADISCO 2014 con el DVD “Siempre habrá Van Van” y Premio Especial del CUBADISCO 2017 con los DVD “Pedro y el Lobo” y “¡Feliz Cumpleaños Fidel!”. Su disco “Añejo Jardín”, producido por la EGREM, fue nominado a los Premios Grammy Latinos en el 2017.

En 2017, 2018 y 2019, el grupo teatral produjo y protagonizó “La Colmena TV”, un programa de televisión que se ganó un espacio de preferencia en los hogares de Cuba.

Desde 2005 La Colmenita tiene su propio coliseo, en la Sala de Teatro de la Orden Tercera del Convento de San Francisco de Asís, perteneciente a la Oficina del Historiador de la Ciudad, en La Habana Vieja.

La Colmenita. Foto: Cortesía de La Colmenita.

Sólo el Amor salva

La Colmenita siempre ha gozado del gusto popular. La simpatía y el aprecio hacia el grupo y sus integrantes, es una constante en el corazón de los cubanos. Los teatros se llenan cuando actúan. En las provincias los esperan con entrañable cariño y deferencia.

Quizá nunca Tin imaginó que aquellas tardes en que su padre (*) inventaba obras de teatro y los ponía a actuar a él y sus hermanos serían el embrión de este hermoso proyecto de amor por los niños que trasciende a sus hacedores y que enaltece a Cuba.

Bien lo ha dicho Eusebio Leal:

Eusebio Leal. Foto: Archivo.

Siempre creí y creo que Tin, como le llamamos cariñosamente a Cremata, es un discípulo puro de Luz y Caballero; quiere decir, el Teatro es para ellos el vehículo para formar y para educar el alma de esos niños y prepararlos para la vida.

De esa manera, a través del Arte, logran lo incocebible, lo inimaginable, que criaturas de este tamaño, no ya hagan algo, porque los hacen meditar, los hacen pensar, sino que actúen concertadamente para crear una maravilla como es la obra de La Colmenita.

Esa Colmenita ha trascendido y hoy forma parte de un legado generacional; hoy hay muchos niños, que son adolescentes y que son jóvenes y que se formaron al calor de Tin y de sus colaboradores, un maestro de generaciones, alguien que se ha entregado por completo, con amor, alguien que fue muy herido y que sin embargo convirtió la herida en Amor, eso es lo más importante, lo convirtió en una voluntad creativa, en una voluntad salvadora. Él me ha hecho a mí creer firmemente, en lo que una vez dije: "Solo el Amor, salva".

Se cierra el telón. Todos se reúnen con las manos apretadas en el círculo como tras cada función. Un nuevo bien se ha hecho. La Colmenita comienza a mirar hacia los próximos treinta años.

La Colmenita. Foto: Cortesía de La Colmenita.

(*) El padre de Carlos Alberto Cremata es una de las 73 víctimas de abominable sabotaje contra un avión de Cubana en Barbados en 1976. Su madre, Iraida Malberti, fue una de las más importantes creadoras de teatro y televisión para niños en Cuba.

El llamado de Tin a los Colmeneros

Carlos Alberto Cremata, director de La Colmenita en un ensayo. Foto: Bill Hackwell / Archivo de Cubadebate

Treinta años cumple hoy la Colmenita de Cuba, que tuvo la suerte de nacer un día de los enamorados, cuando recién comenzaba el período especial (14 de febrero de 1990).

Catorce jóvenes, que enseguida fueron veinte y ocho, y que estuvimos del 90 al 98 sin recibir salario, unidos solo por el placer de estar juntos compartiendo aventuras de Teatro Musical por toda Cuba

Invito a todos los colmeneros de antes y de ahora, los cientos de niños que hoy tienen 40, 30 y 20 años y que andan dispersos por todo el mundo, sus familiares, los miembros de las Colmenitas nacionales e internacionales, amigos y público en general - a que escriban sus recuerdos, anécdotas, impresiones, vivencias, opiniones, dudas – y las envíen a esta especie de foro que puede tornarse para nosotros Cubadebate, y así atesorar una suerte de almacén virtual de nuestra treintañera y melífera historia de vida… que además publicará este sitio - para todos los que a él acudan de Cuba y de todo el mundo. 

¡Cuántos recuerdos!... en primer lugar mi Papá (Carlos Alberto Cremata Trujillo), que siempre he dicho - ha sido el verdadero director de nuestra Colmenita desde muuucho antes de fundarse… mi Mamá (Iraida Malberti Cabrera) eterna Abeja Reina y la siempre respuesta a las más difíciles preguntas del Arte y la Vida… La fuente originaria y pretexto para fundar - mi primogénita Camila, que hoy ronda la treintena y educa a muchos niños (como su Papá) en la Tampa de nuestro Martí… y además reencarna en mi hija menor Maria Carla de 15 recién cumplidos.

Los primeros: Alex, Yoha, Ernan, Mao, Ramfis… Alpízar, Janecita, LuisMa, Amarilys, Yanín, YanCap, Arielito, Julio el policía, Anmerix, Nenita, Lourdes, Mayra, Patri… Susy, Joselín, Yanai, Gretell, Carlitín, Yasbel, Churrisquito, Malú, Gabo, las Claudias, Riquifito, Thais, Marlon…

Las inolvidables asistentes de dirección Marisela Hernández Arocha e Ingrid León Vila, la tiernas creadoras de los textos teatrales en verso Julia González Carid y “Titi” Oltuski, los músicos Yamel Romero, Amaury Ramírez, Mónika O’Reilly, Tony Carrera, Ivis Reyes y René Baños (Sampling), el guionista Jaime Fort (¡el del programa de Pánfilo!), la Maga de las Luces - mi tía Saskia Cruz, las diseñadoras de vestuario Nora Mesa, Magalys Acosta y Melba Cortés, los productores Leonardo Buenaventura (¡que nos abrió al mundo!), Lupe Rey, Marta Palacios y Cristina Leyva, los directores de arte Yoqui Tornes y Juan García, la directora de sonido de siempre Janet Rodríguez del Sol, las Almas del Panal: en el teatro - mi Muma de todos los recuerdos lindos  y en la música - Rocío Calle, mi “Puchi” (hoy Directora Orquestal)

Los Maestros que nos dieron a luz y amamantaron: Berta Martínez (Teatro Hubert de Blanck), Nisia Agüero (Teatro Nacional de Cuba), Enith Alerm y Laritza Díaz (Organización de Pioneros José Martí), Teté y su Escuela “Solidaridad con Panamá”, José Arroyo de Bogotá, Ulvi Icil de Estambul y Miguel Adan de Sevilla, Michel Frank… y por supuesto: Fidel, Raúl y Martí.

Las tantas aventuras nacionales e internacionales a JAPÓN, la Ciénaga de Zapata, ESTADOS UNIDOS, Guaracabulla, RUSIA, el Pico Turquino, KUWAIT, Mangos de Polilla, FRANCIA, Naranjo Agrio, TURQUÍA, La Isabelita, CANADÁ, Mamanantuabo, ALEMANIA, Pinar de las Canas, MÉXICO, Mangos de Baraguá, ESPAÑA, San Pablo de Yao, HAITÍ, Arroyo Seco, BANGLADESH, La Bajada, PORTUGAL, Las Martinas, VIET NAM, Chafarina, DINAMARCA, Piedrecita, RUMANÍA, La Tinta, BULGARIA, Potrerillo, NICARAGUA, Dos Ríos, REPÚBLICA DOMINICANA, Magarabomba, EL SALVADOR, Birán, VENEZUELA, Cauto Embarcadero, ECUADOR, Minas de Matahambre, BÉLGICA, Caimanera, ARGENTINA, Boquerone, PANAMÁ, Guamuta, COLOMBIA, Playitas de Cajobabo…

¡Escriban, escriban! - queridos colmeneros de estos inolvidables treinta años!

Tin Cremata

La Colmenita llevando alegría tras el desastre natural. Foto: Cortesía de La Colmenita

Con Juan Formell Foto: Cortesía de La Colmenita

Encuentro de los presidentes Fidel Castro Ruz, Presidente de los Consejos de Estado y Ministros de Cuba y Hugo Rafael Chávez Frías Presidente de la Republica Bolivariana de Venezuela, En el Teatro Karl Mark de la Capital cubana, En el marco de la visita que realiza a cuba el presidente Venezolano.
En la foto Ambos presidentes saludan a niños cubanos integrantes del grupo Infantil La Colmenita.
Fecha: 29 Abril de 2005
Foto: Roberto Suárez

En la celebración de los 90 de Fidel. Foto: Cortesía de La Colmenita

La Colmenita recibe su teatro nuevo. Teatro de la orden tercera en La Habana Vieja. Foto: Archivo / Cortesía de La Colmenita

En video, La Colmenita de Cuba

Se han publicado 1649 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Flavia Tereza dijo:

    Olá Hermanos(as). Sou a Flavia Tereza,brasileira e militante do Movimento dos Trabalhadores Rurais Sem Terra-MST,esse ano fui agraciada com um Intercâmbio em Cuba,para conhecer o Sistema de Educação em Cuba e outras experiências educativas. Um grupo de educadores comprometidos com a causa e o trabalho la desenvolvido,o apoio da família que é fundamental desenvolvendo ações lá,as crianças que vêm de suas escolas para o segundo turno do dia,para se aperfeiçoar no trabalho. A sede de La Colmenita tem uma linda historia de Luta e Resistência, fantástica, com as confecçoes para desenvolver as atividades propostas, mas como também lanche e outras coisas afim. Ao final fomos conhecer as crianças que constrói o grupo e lá foi o mais encantador,desde o carinho de nos receber,convidar para sentar e conversarmos um pouco,foi maravilhoso desde a nossa apresentação.Depois falaram um pouco seu dia a dia,sobre o amor entre as pessoas,sobre os trabalhos desenvolvidos na grande Colmeia. Em seguida começaram a se apresentar,nosso tudo fabuloso o canto,a voz,o ritmo a desenvoltura daquelas criançad é algo imprecionante e nesse sentido quero parabenizar e reconhecer o trabalho desse grupo,que segue inspirada no seu povo,na Revolução Cubana,em seus martiris e seguem firme fazendo e cultivando cultura emanadas do povo e para o povo. De Flavia eleita a bailarina do grupo desde o Brasil. Os Quero Muitissimo!. Flavia/MST-Brasil

  • Un Martiano dijo:

    “Yo sé las historias viejas, del hombre y de sus rencillas, y prefiero las abejas volando en las campanillas”

  • Manolo dijo:

    Lo primero que le agradezco a la colmenita es el conocer a tantas gentes especiales y amigos que se convirtieron en familia es decir me regalaron unos cuantos hermanos y eso no tiene precio. Siempre me acuerdo de Tin y el Luisma la preocupación por las cosas que me hacían falta para la trompeta que me ayudaron cantidad de verdad gracias. Como instrumentista me ayudó mucho porque es un grupo de niños pero la música que se hace ahí no es fácil, ahí se toca como en las grandes orquestas de verdad que fue un gran aprendizaje y me enseño cosas que hoy en día pongo en práctica en mi carrera.
    Fueron muchos los momentos bonitos vividos y que nos quedan por vivir con la colmena pero bueno me acuerdo de Venezuela uno de los últimos dias en una habitación Luisito, Frank el hijo de blanquita y Aldito rompieron una mesa de mármol.. caballeroooo.. Carlos, Alejandro y yo pegamos eso con pasta de dientes jjj imaginense que mal rato pasamos al final nunca se supo cuál de los tres la rompieron aunque por los nombres no es muy difícil saber quién fuejjjjj
    Nunca se me olvida lo bien que la pasábamos en las guaguas cuando íbamos para las provincias esos momentos de verdad se extrañan, fueron tantos que ni escribiendo un libro alcanzaría espacio.
    Gracias Colmenita por existir, por formar y enseñar a tantas personas que se graduaron con el mayor título que uno pueda tener que es tener Buen Corazón!!!

    • Sahilys Cisneros Torres dijo:

      Jajaja, Manolo, has sido el mejor trompetista de la historia colmenera, te recordamos muy chiquitico junto a Magaly, una de las mejores diseñadoras de vestuario que ha tenido La Colmenita, junto a tu papá Juan Carlos y Pachi, y como fuiste creciendo y luego comenzaste a estudiar trompeta y a tocarla con la Banda de La Colmenita hasta llegar a ser hoy un trompetista de lujo de Adalberto Alvarez y su son!

  • Guillermo López dijo:

    "La felicidad se conquista sobre la tierra con la práctica constante de la generosidad” José Martí

    • tin cremata dijo:

      Y... "Los hombres son todavía máquinas de comer, y relicarios de preocupaciones. Es necesario hacer de cada hombre una ANTORCHA". José Martí

  • Carla Andréia L. Castro dijo:

    Movimento dos Trabalhadores Rurais Sem Terra- MST-Ceará. Nossos cumprimentos pela passagem do 30º aniversário de La Colmenita, esse espaço que é acolhedor e que tive a oportunidade de conhecer, quando estivemos em fevereiro 2019 em Cuba na IV Brigada de Educadoras e Educadores militantes do MST “Brigada Conrado Benítez”. Foram 17 dias vivenciando a mística revolucionaria de Cuba, cada lugar, cada camarada que conhecemos levaremos para sempre em nossas vidas. Cuba tem ensinado para o mundo valores socialista e humanista e muito nos inspira a continuar na luta e na resistência no Brasil. Lutar contra toda essa onda fascista que estamos vivendo no país pós-golpe, desde então a classe trabalhadora tem sido atingida de forma violenta com retiradas de direitos, entre estes o direito a educação e a cultura. Essa negação ao povo brasileiro tem objetivo de transformar o país em um lugar sem história, sem sonhos e principalmente sem perspectiva de transformação social. O atual governo cultua o ódio, a violência e está submetido ao projeto do grande capital. Cuba com sua história e resistência de um povo que não se permite ser objetos na história, nos alimenta a continuar construindo a revolução Brasileira. Cuba pulsa valores como educação e a cultura popular como um direito de todas e todos sem distinção. Nós da Brigada Conrado Benítez tivemos a oportunidade de conhecer Lá Colmenita, uma importante Companhia Infantil de Teatro. Um espaço que proporciona as crianças cubanas aprenderem para além da musica, dança e teatro a importância de serem sujeitos da sua historia, na defesa dos princípios da revolução e contra o imperialismo. Na ocasião fomos recebidos por um grupo de crianças que faziam parte do projeto e foi lindo viver esse momento emocionante e festivo, pois essas crianças tem muita energia e caímos na dança e na brincadeira, sem duvida um momento inesquecível. Nós do MST temos o desafio de organizar as nossas crianças Sem Terrinhas nos espaços de assentamentos e acampamentos por onde o MST esta organizado. O desafio de educar nossas crianças com valores como: igualdade nas relações entre homens e mulheres, respeito aos idosos, à orientação sexual, às crianças, às pessoas com deficiências, responsabilidade frente à vida e a tudo que é vivo, ter solidariedade, indignação diante de qualquer injustiça contra o ser humano e a vida, valorizando a coletividade. Parabéns a todos e todas que fazem esse belíssimo projeto Lá Colmenita. Deixo um forte e caloroso abraço. Viva a Revolução!. Viva Cuba!. Viva os 30 anos de Lá Colmenita!

  • Juan Armando Penalba Nápoles dijo:

    Muchas cosas se podrían decir de lo que ha significado La Colmenita para la familia Penalba,amamos tanto esta compañía desde el comienzo cuando pasábamos muchas vicisitudes, cuando no teníamos nada y supimo s sobreponernos,aunque muchos nos creían locos como casi siempre piensan los que no pueden hacer lo que otros hacen,la compañía se sobrepuso y ha realizado y sobrepasado los sueños iniciales,le ha dado una infancia feliz a muchos niños y los ha ayudado hacerlos mejores personas. Mi familia ha sido feliz en ese lugar y en mi persona estuve ausente un tiempo pero agradezco el dejarme regresar y aportar y ver como la juventud que integra ahora La Colmenita le da continuidad y mantiene el espíritu de las abejas obreras y no deje caer nunca los sueños junto a Tin. Gracias Colmenita de todo corazón

    • Un cojimero dijo:

      ¡Nadie dobla los telones escenográficos como tú, Penalba!. Ni ayuda a mudarse a decenas de colmeneros, aunque te caigan las gavetas de una cómoda en la cabeza, ni pone delicadamente un martillo en la cabeza de Efrén o Rey, cuando desmontábamos la madera de los elevadores del Hotel "Habana Libre", para construir el estudio de sonido de cartones de huevos de la Colmenita...

    • Alexis Moreno dijo:

      Todos estamos esperando que Jaime cuente por aquí, la anécdota de cómo Penalba y Jaime, subieron el cristal inmenso y muyyyy gordo que está hoy en el techo de la sede de La Colmenita... Y cómo Ernán y pandilla, bajaron el piano de cola de La Colmenita, desde el piso donde lo tenía el super pianista Víctor Rodríguez, y cómo lo subieron a los altos de la sede y luego lo metieron por la estrechita puerta del patio, hacia el salón donde estuvo durante tantos años... Eso si fueron odiseas en el medio del periodo especial...

  • Rafael dijo:

    La Colmenita es el grupo de teatro infantil que ha logrado permanecer por muchos años en el corazón de todos los cubanos y eso ha sido posible gracias al trabajo y el esfuerzo de ese colectivo y de los niños de varias generaciones que han pasado por el mismo, todos queremos que exista colmenita por muchos años.
    FELICIDADES COLMENITA

  • Waldirene Alves Lopes da Silva (Brasil) dijo:

    Bom dia !. Conhecer La Colmenita, significou um encontro com a materialização da relação passado-presente e futuro. Aqueles que lá trabalham e que lá estudam têm plena consciência da trajetória de superação da instituição por ocasião de sua reconstrução no passado, da importância de se fazer o trabalho e o estudo de forma comprometida e alegre no presente de crianças e jovens, para que o futuro continue a projetar esse legado exitoso capaz de combinar labor e leveza à vida adulta.
    Felicidades e vida longa à Colmenita!
    Universidade Estadual do Piauí-Brasil. Setor de Educação do Movimento dos Trabalhadores Rurais Sem Terra PI-Brasil.

  • Alderete dijo:

    La Colmenita ha sido un referente de un proyecto concebido para los niños, tratando siempre de renovarse en cada una de sus presentaciones. Felicidades, Alderete y Nelly

    • Claudia Alvariño dijo:

      Ángel Alderete - para La Colmenita constituye uno de los más grandes orgullos, que nuestra primera incursión en un programa habitual de la Televisión Cubana, como fue la primera Temporada de "La Colmena TV" - estuviera dirigida por Danylo Sirio, y que su Director de Fotografía - fueras precisamente Tú, que ya eras una leyenda en el cine y la TV Cubana desde "La Botija", "Algo más que soñar", el extraordinario filme "María Antonia" de 1991... y ahora "Inocencia", "Vuela pena", "El Mayor"... En fin, que todos en La Colmenita sabemos que en gran medida - la calidad de imagen y el cuidado en los más mínimos detalles de esa producción, se la debemos a tu celo por la luz, los colores... y sobre todo a tu reconocido respeto por el Arte, y muy en especial por los Niños... ¡Gracias siempre, en nombre de todas nuestras familias, Maestro Alderete!

  • Rodrigo P. Campos dijo:

    Quisiera mandar un saludo con mi respeto y admiración a todos los miembros de La Colmenita por estas décadas de trabajo de alta calidad llevando la cultura del mundo a Cuba y paseando su cubanidad más allá de la Isla. En nombre del colectivo Tusanaje - 秘从中来, un abrazo hermano de los peruanos que v que amamos al pueblo cubano.
    ¡Viva el maestro Cremata y todos los miembros de La Colmenita!

  • Estela dijo:

    Es difícil en pocas palabras escribir que significa La Colmenita, pero trataremos. La Colmenita es un hermoso proyecto, crear por un valioso grupo de compañeros, encabezado por el emblemático Tin, muy querido por todos. Que desde un inicio tuvieron muy clara si visión y trabajaron para conseguirlo a pesar de las piedras en el camino. Es un proyecto espectacular, inigualable, con un alto sentido educativo, totalmente gratuito, que si objetivo es inculcar los valores y sentimientos patrios en niños y adolescentes mediante el juego, canto, actuación.

  • Simone Maria Magalhães (Educadora militante do MST – São Paulo/Brasil) dijo:

    Olá companheiras e companheiros de La Colmenita!
    Recebam um abraço fraterno! Gostaria de contar a alegria que tomou meu coração durante a visita que a Brigada de educadoras e educadores militantes do MST/Brasil fez ao espaço de La Colmenita, no dia 04 de fevereiro de 2019. Nós fomos recebidas e recebidos pelo diretor Carlos Alberto Cremata, que nos levou para conhecer a cada um de seus espaços. Na apresentação de cada sala, como a de estúdio, figurinos, troféus e prêmios, eu podia notar a quantidade de sonhos, desejos, trabalho e poesia ali materializados, nutridos pela força e pelo amor que parecem não faltar à comunidade La Colmenita. Ao relatar o envolvimento de cada familiar para contribuir com a manutenção da infraestrutura, bem como a paixão das tutoras e tutores na realização da preparação e desenvolvimento artístico das crianças e adolescentes do projeto, fiquei pensando se não seriam estes os ingredientes que fundamentam o trabalho coletivo ali realizado e, de certa forma, os responsáveis pelo seu formidável sucesso. Após conhecer os espaços de La Colmenita, fomos lisonjeados com a apresentação musical das crianças e adolescentes do projeto. E então fui tomada por uma sensação de alegria profunda e contentamento ao ouvir, ver e sentir a música, a arte e a cultura Cubana realizando-se! Mais feliz fiquei ao ver aquelas meninas e aqueles meninos existindo como seres plenos, donos de si, livres e em conexão com o mundo que o envolve. Cantando, dançando, dando risadas, enfim EXISTINDO! Quanta energia presente, quanta VIDA!... Conhecer La Colmenita significou, pra mim, sentir a alegria de construir um mundo em que a VIDA DIGNA se realize plenamente!
    Larga vida à La Colmenita!
    Abraços,

  • Rafaela dijo:

    Chicos y chicas que son pequeños gigantes

  • Abogada dijo:

    Para mi La Colmenita es Vida

  • Osmani Enrique Artidiello Peña dijo:

    FELICIDADES A LA COMPAÑIA CUBANA DE TEATRO INFANTIL “LA COLMENITA”
    Como ex integrante de esta maravillosa compañía de Teatro Infantil; me sumo a los festejos por sus veinte aniversarios, felicitando a su director, a todos sus profesores, a todos sus actuales integrantes, a todos los que ya no estamos físicamente ahí; pero si espiritualmente. A los compañeros ex integrantes que hoy seguimos encontrándonos en cuanto hay una oportunidad para rememorar tan especial etapa de nuestras vidas, en donde se forjó una verdadera hermandad y amistad entre todos sus miembros.
    Felicidades también a las familias que tanto se empeñaron y empeñan para dedicar un esfuerzo adicional como el que requiere para un niño el combinar su educación con los ensayos y actuaciones que demanda el día a día de la Colmena.
    Felicidades y gracias a todos por la continuidad de este hermoso proyecto que nació, se desarrolló y se perfecciona constantemente para abarcar a todos los niños y llegar hasta los lugares más intrincados e inaccesibles a brindar alegría, enseñanzas y salud espiritual para todo tipo de público infantil dentro y fuera de Cuba.
    No existen palabras que puedan cuantificar tan riguroso esfuerzo de esta gran colmena de aprendizaje y enseñanza artística, de disciplina, de educación, de trabajo en equipo e integración de altos valores humanos para la vida futura como adultos.
    Tantos momentos vividos entre tumbadoras, libretos, cuerdas, danzas, amigos, 9 lecciones de inglés, canciones, escenarios, telones, familia, escenografías, teatros, giras, escuelas y guaguas. Simplemente, lindos recuerdos que te acompañan toda la vida. Saludos y un fuerte abrazo de un eterno agradecido.

    • Rocío Calle dijo:

      Osmanín, cuenta lo que me hiciste en el Tiovivo de Moscú, en Rusia?

  • María del Pilar dijo:

    Un proyecto social impresionante que ojalá se expandiera a todo el mundo

  • Cristina Leyva Feliciano dijo:

    La Colmenita, para mí, es una fuente de vida, alegría, amor, sabiduría, y entrega sin límites para las niñas, los niños, y todos en la compañía. Utilizando constantemente el juego, Tin, de manera hermosa, con desbordante energía y espiritualidad, inculca valores y principios esenciales, educa y alimenta espiritualmente a todos. Es una experiencia Especial, Única y Útil

    • tin cremata dijo:

      Y tú Cristy, la infatigable, la siempre sonriente, la "todo terreno", la Productora Internacional de tantas giras (España, Alemania, Ecuador, Portugal, Rumanía, Bulgaria, Turquía, E.U., Argentina, Dominicana, México, Ufff ese Kuwait!)... y sobre todo tu labor como Fundadora de La Colmenita de Winnipeg en Canadá y como Jefa de Relaciones Internacionales nuestra, durante tantos años... la militante sincera... No imaginas cuánto te extrañamos!!!

  • Ana Lúcia Cardoso Duarte Guararema- São Paulo- BR Movimento dos Trabalhadores Rurais Sem Terra- MST dijo:

    Ensinar não é transferir conhecimento, mas criar as possibilidades para a sua própria produção ou a sua construção". (Paulo Freire)
    A Companhia de Teatro infantil “La Colmenita”. A esse espaço de produção de arte coletiva onde todas e todos participa conscientemente independente da idade da construção deste processo. Onde os sujeitos humano que produz e reproduz conhecimento e visões de mundo que se manifesta nas diferentes formas, transformando seu cotidiano. Poder esta neste espaço compartilhando, ouvir as musicas, podendo dançar juntamente com as crianças foi surpreendente, pude conhecer um pouco mais o pensamento de José Martí através da musicas /canções e da poesia, é isso me instigou a pesquisar mais sobre quem foi esse grande pensador José Martí. O que pude notar é que tanto os maestro quanto as crianças que ali estavam são zeladores da Cultura Cubana, da consciência, dos símbolos, da memoria, das pessoas que lutam, e acima de tudo cuida da revolução através das musicas, poesias, teatros… Com muita confiança e persistência. Para mim é uma expressão viva dos valores humanista e socialista. La Colmenita é um espaço de produção e socialização de conhecimento a partir da historia e da realidade vivenciadas pelas crianças, pelas as famílias e o povo Cubano. As crianças sempre atenciosas, animadas com uma confiança que nunca tinha visto, estavam todas tão feliz que contagiava quem estava próximo, nós alegramos, nos emocionamos em todos os momentos que passamos juntos. Agradeço por te aberto a porta da casa de vocês para nós compartilhar sua experiência, amor e energias positivas!
    Parabéns La Colmenita pelos 30 anos de história, vivenciando valores socialista, onde José Martí vive fortemente!
    Viva a Revolução!
    Viva a Fidel!
    Viva Ernesto Che Guevara e tantos outros que deram sua vinda por um mundo melhor e socialmente justo!

  • Yisel dijo:

    La Colmenita para mi significa Aprendizaje, Cariño Familia. Es el lugar donde me siento bien, como en casa. Con papás, mamás, hermanos, tíos y primos que me cuidan y me respetan. Es mi espacio diferente.

  • El Luisma dijo:

    Serían interminable las anécdotas de nuestros amadísimos “padres” Colmeneros… cómo olvidar la “puntualidad” de Omara Mirabal o Rosa Teresa Lauzarique a la hora de recoger, después de los ensayos, a Amalia y Héctor David, la “alegría sin límites” que le ponían a los camerinos de los teatro personas como Narciso, Annia, Estrellita,Wichi e Ileana, la mamá de Massiel, y tantos otros, que hasta participaban como actores, actrices e inclusive músicos, así le ocurrió a Wichi, papá de Claudia Coronel ,en una ocasión durante la puesta de “Fabula de un País de Cera” , en la escena del” Zángano de África”, se tocaba en vivo un guaguancó, lo hacíamos Alexis Martín o yo, pero ese día no estábamos y por error no dejamos a nadie para hacerlo, y en medio de la función Wichi se percata de nuestra ausencia y sin consultar asume él tocar el guaguancó, Al finalizar la función en el círculo final , donde Tin habla sobre el resultado de la obra , pregunta sobre ¿quién había tocado el guaguancó?, cuenta Wichi que el levantó su mano esperando una felicitación por haber salvado la situación y ahí mismo Tin le dijo ,…”No lo hagas más, fue el guaguancó menos guaguancó que se ha escuchado nunca, es preferible que no se toque”, después le agradeció la disposición pero por favor que no lo hiciera más!... él lo tomo como una enseñanza y siguió apoyando como siempre pero - lejos muy lejos de los instrumentos musicales!.
    Muchos de esos padres después se hicieron trabajadores de la compañía, ahí están Nenita, Odalis, Anmerix, Marta, lo fueron Mayra, Magalis , Nora, todos con su energía y entusiasmo han hecho posible que hayamos llegado a los 30 años y seguimos por más.

  • Cristy Leyva dijo:

    En República Dominicana mientras se vestían los niños y niñas para la función, un adolescente se partió jugando, como siempre están haciendo los niños en La Colmenita, la parte superior de una de sus mejillas. Después de recibir los primeros auxilios insistió mucho, hasta q nos convenció, de participar en el espectáculo, antes de visitar un médico...nadie pudo convencerlo de lo contrario. La actitud de este adolescente me demostró una vez más, uno de los valores más importantes que educa La Colmenita; el sentido de la responsabilidad ante el deber.
    Quede muy sorprendida ante esta actitud, que también me demostró que su familia de conjunto con el proyecto, lo educaba en valores muy positivos/importantes/ esenciales para la vida

  • Reguera dijo:

    Conozco a la Colmena desde su fundación, un grupo de jóvenes entusiastas, amantes del arte y la buena cultura. En bicicletas iban a los lugares más distantes cada día a entregar arte y amor. Confieso que los recibí en una unidad militar, y llegaron todos en bicicletas, y yo que había llegado en un Gaz 66, vehículo militar, estaba más cansado que ellos. En las bicicletas y bolsos grandes traían hasta la escenografía y trajes. Son cosas de maravilla, insólitas. Un espectáculo de primera hicieron. En fin, nacieron grandes y lo son.

  • Quintanilla dijo:

    Recuerdo que un día en la noche ya estaba acostado como a las nueve de la noche (como los guajiros que somos) me llama Cubela: ¿Sabes Anahi y yo estamos en la Colmenita? , no lograba entender ,nada que ver con nuestro perfil ,me habló por largo rato y me propuso atender el transporte, le comento, pero que no sea de jefe ,me convenció, acepté ,me sentí muy emocionado ,a todos los amigos que les decía , me respondían que bien felicidades!!!. Desde el primer día en que entré a este bello y grandioso grupo siempre siento una gran emoción y no hay un solo martes que en las reuniones que hacemos se me pongan aguachentos los ojos. gracias por haberme acogido en este gran proyecto.

  • Inés y José, Padres de Isél dijo:

    "Solo un exceso es recomendable en el mundo, el exceso de gratitud". Eso sentimos x La Colmenita, un gran amor y gratitud. Siempre estaremos orgullosos de haber tenido la oportunidad de estar cerca de esta gran familia y q nuestra hija haya podido crecer dentro de ella, primero en el taller de La Colmenita de 10 de octubre, que vimos nacer, formarse y desarrollarse, gracias a la dedicación y el amor de personas tan especiales como, Lisbel , Mary, Lourdes ,Yalain, Noralys,Aixa, y todos los padres que sentimos a la Colmenita como parte de nuestras vidas, y luego en la Colmenita Central al lado de un gran maestro y educador como Tin y todos los que han hecho posible este gran sueño,xq si hoy nuestra hija es mejor estudiante y mejor ser humano se lo debemos a los valores q adquirió en su paso x La Colmenita a la que deseamos muchísimas felicidades x en sus 30 años de trabajo y dedicación a todos los niños de Cuba y del mundo.

  • LUIS EDUARDO ARROYO SANABRIA dijo:

    Soy un líder social y político colombiano y Miembro del MOVIMIENTO COLOMBIANO DE SOLIDARIDAD CON CUBA.
    Compañeros, amigos, hermanos de la COLMENITA DE CUBA.
    Como primera medida quiero felicitarlos por los 30 años de este hermoso proyecto cultural y político que ha dejado el nombre de la Revolución Cubana muy en alto.
    Un saludo en especial a nuestro hermano CARLOS ALBERTO “TIN” CREMATA quien, desde su empeño, terquedad y necedad, ha mantenido y ha crecido este hermoso proyecto.
    De manera orgullosa, he tenido muy de cerca el proyecto “LA COLMENITA DE COLOMBIA” debido a mi familiaridad con su director el maestro José Francisco Arroyo y la cual hoy se encuentra en receso debido a la falta de presupuesto por parte de los gobiernos de turno.
    Quiero reseñar como uno de los más gratos recuerdos de la COLMENITA en el mes de abril de 2011 cuando participe en la brigada internacional del 1 de mayo en el CIJAM y con motivo de los 50 años del triunfo revolucionario en Playa Girón, nos dieron dos opciones, la primera fue de pasear por la Habana y la segunda asistir a la presentación de la COLMENITA en su sede en el teatro de la Habana vieja. De 320 participantes de 30 países que asistimos a aquella brigada, 250 compañeros optamos por la segunda posibilidad para ver una de las más grandes obras de esta fabulosa compañía como es ABRACADABRA que hace referencia a la exigencia de la libertad de los 5 héroes injustamente encarcelados en las mazmorras del imperio. El llanto, la euforia y la lluvia de aplausos de personas de todo el mundo, hicieron de este acto, dicho por la gran mayoría, el mejor vivido en toda la experiencia de la brigada internacional.
    Este grato recuerdo lo quiero dejar como homenaje en este cumpleaños, a pesar que hay muchos otros que se han presentado durante los últimos 5 años, desde que he estado muy cercano a ustedes. Gracias a todos ustedes, desde Tin, hasta el más pequeñito de todos sus integrantes, por haber complementado el sueño de Martí, de Fidel y de muchos más héroes que han forjado ante el mundo la más grande de las hazañas realizada por pueblo alguno: LA GLORIOSA E INVENCIBLE REVOLUCION CUBANA. FELIZ CUMPLEAÑOS COLMENEROS. Con amor y fervor revolucionario.
    Bogotá, Colombia febrero 14 de 2020.

  • Liliana Zerrate Marin dijo:

    Con todo mi cariño, gratitud y aprecio, elevo un cordial saludo y felicito a tan brillante, hermoso y espectacular proyecto musical y teatral cubano. Tuve el honor y la dicha de integrarme a este proyecto en octubre del 2010 cuando los tutores y talleristas de la compañía “La Colmenita de Cuba “ a la cabeza de Tin, vinieron a Colombia trabajar con nuestros niños y a dirigir la obra “ la Cucarachita Martina”. Fui la directora y editora para televisión de tan espectacular evento del cual aún conservo el master original en el cual reposa la grabación completa como testimonio de todo lo que disfruté, gocé y reí y aprendí realizando dicha producción. A todos sus integrantes una vez más, mil felicitaciones por tan hermosa labor, en especial a Tin, un cordial y fraternal saludo. ! FELICES 30 !

  • Isel Rodríguez dijo:

    La niñez es la etapa más feliz de nuestras vidas, y afortunadamente tuve el privilegio de pasar la mia en un lugar tan maravilloso como La Colmenita, donde aprendí tantas cosas y fui tan feliz. Alli conocí a personas geniales las cuales hoy en dia son como mi familia, donde hice amigos con los q se q puedo contar para siempre y viví millones de experiencias lindas q siempre quedaran guardadas en mi corazón y en mi memoria con todo el cariño del mundo. Recuerdo con muchisimo amor y nostalgia las tardes en que despues de la escuela íbamos a ensayar, las giras donde nos divertíamos tanto y gracias a las cuales conocí hasta el rincón mas intrincado de mi pais, cdo veíamos películas en el tabloncillo,los circulos donde contábamos los bienes q habiamos hecho y los nervios antes de una función importante. Parte de la persona que soy hoy en dia se la debo a ese lugar, donde aprendí a hacer el bien por encima de todas las cosas, a apreciar la buena música amar a mi tierra, a admirar a los que lucharon x ella y a siempre buscar la esencia de las cosas. Siempre estaré eternamente agradecida a Tin y a todas las personas que hacen posible la existencia de un lugar como ese donde los niños pueden enriquecer su alma y disfrutar de una infancia plenamente feliz,yo como niña colmenera estoy muy orgullosa de haber formado parte de un proyecto como este.

    • tin cremata dijo:

      Iselita, mi Maestra Martiana, todavía recuerdo que cuando empezamos a bucear en Martí, me diste a leer tu diario, que decía "en nuestro Taller "Crecer con Martí" he aprendido a no repetir consignas que no entiendo, que leerse un buen libro es mejor que ver programas mediocres y que debemos aprender a escuchar antes de opinar"

  • Cristy dijo:

    Estábamos en Sevilla para un 31 de diciembre. Los niños se compraron ropas y zapatos para esperar el nuevo año. Una niña compró sin percatarse, lógicamente, el mismo pie del par de zapatos y se lo puso, aún sin darse cuenta. En un momento de la fiesta se destapó la realidad y ella lo dio a conocer con la mayor humildad del mundo. Ella y todos nos reímos mucho, pero con la mayor naturalidad del mundo siguió con sus zapaticos ...esa niña con su actitud me mostró, y por eso la admiro mucho, cuán importante es el proyecto para inculcar valores esenciales; la sencillez, humildad, no dar importancia a lo material. Pienso también que la familia,siempre unida La Colmenita, juega un papel fundamental en esta formación de valores que se fortalece con el que hacer diario en la compañía

  • Liuba Reyes Bravo dijo:

    Llegué a La Colmenita en el 2010, había oído hablar de ella, por mis amigas de los Pioneros. Años antes era profesora y también trabajé en la UJC,no sabía mucho de otras labores, pero ahí aprendí de informática. Estando trabajando luego en la Corporación CUBALSE conozco de cerca a Tin, quien llegó con Luisma, un dia, para ver a Laritza, con quien yo trabajaba y quienes se conocían desde hacia ¡mucho tiempo!. ¡Como les gustaban los juguitos de CUBALSE, que les brindábamos!, Pasa el tiempo... y quien iba a imaginar que luego, yo sería miembro de La Colmenita, un lugar, para mi, Único. Llegué a través de Laritza, quien estaba trabajando ahí, para ese entonces. El principio fue, muyyyy difícil, tanta locura de un lado para otro, tantas niñas y niños por todos lados, me sentía, en verdad, fuera de lugar. Pero tenía que trabajar. Entonces fueron pasando los días y fui conociendo cada rincón y persona del lugar, y poco a poco, comencé a adaptarme al cambio. Bendito cambio. Hice lo que desde mi tierna juventud, no hacia; reí, bailé, y hasta jugué, hice y conocí muchas, muchas cosas que en mi vida jamás imaginé. Tin siempre me preguntaba, y todavía a veces me pregunta, en CUBALSE podías hacer eso? Y claro que no, y es lo que más me ha gustado de La Colmenita. Por mi pequeño conocimiento de informática, descubrí, aquí, que podía hacer millones de cosas más. Antes temía al cambio, ya no. Sin darme cuenta fue entrando en mi piel ese bichito que te llena de felicidad, satisfacción, alegría. Pero no sólo eso, hice también nuevos y verdaderos amigos, de esos que donde quiera que estén, son para siempre. Gracias a Tin, por crearla, Gracias por darme la Oportunidad de entrar y Gracias a La Colmenita por Existir.

  • José Raúl Reguera Criado dijo:

    La Colmenita es una Maravilla de estos tiempos de Revolución en lo cultural y no porque se achique cariñosamente el nombre, deja de ser una institución grandiosa para los niños y las niñas de este país y del mundo, es una colmena que forma valores, que divierte, que entusiasma y deja atónitos a los mayores con lo que hacen los niños, en fin, es valioso este engranaje de teatro cubano y mundial que a todos nos encanta, me alegro que pueda cumplir 30 años más. José. Un Martiano

    • Yiyi dijo:

      Y Reguera es un Maestro para La Colmenita!!.. y uno de los mejores amigos de Tin Cremata de todos los tiempos!!

      • J. Reguera dijo:

        El periodista cubano Charly Morales Valido publicó el 8 abril del 2013 la siguiente sabrosa crónica:

        ¡Goza Beyonce!

        Pese a los incomprensibles silencios y el supuesto perfil bajo de su visita, Beyonce alborotó a esta Habana poco habituada a que la caminen superestrellas mundiales rodeadas de escaparates careperros y funcionarios sigiliaos. Tanto lío y tanta cosa, si total, mulatonas más esculturales y voluptuosas anuncian el Apocalipsis en cada esquina habanera…
        Claro, ninguna de ellas han ganado 17 Grammys por su excelencia musical, ni le han cantado al presidente de Estados Unidos, ni han vendido millones de álbunes, ni son un símbolo racial y sensual reconocido en medio mundo…
        La cosa es que, sabrá Dios por qué, decidieron venir a La Habana. Dicen que los invitó el Ministerio de Cultura, pero nadie lo confirma, aunque sus visitas a La Colmenita y al Instituto Superior de Arte son sugerentes. Además… ¿por qué La Habana y no un Cayo? Eso sí, nada de declaraciones, nada de fotos oficiales ni conferencias de prensa. Lo pidieron y se les respetó.
        Pero siempre alguien habla, y me enteré de que La Colmenita les regalaría un espectáculo privado en su sede central. Allá me colé, con la promesa de no fotografiarlos ni de incordiarlos con preguntas indiscretas. Y sin la certeza de que aparecieran…
        Fueron dos horas de zozobra, que pasé elucubrando posibles abordajes, enfoques, títulos para la crónica que ni siquiera sabía si escribiría. Cuando ya no sabía si estaba en Habanastation o en Sin embargo, Carlos Alberto Cremata, el director de La Colmenita, advirtió que posiblemente la función fuera suspendida, pues había una multitud alrededor del Saratoga para ver a Beyonce, y sus guardaespaldas no recomendaban salir. “Es la vida de quienes no tienen vida”, comentó Tin.
        Pero vinieron. No quisieron hacerles ese feo a los niños. Beyonce llegó elegante y discreta, sin aspavientos, con una sonrisa gentil en la mirada y la roja boca. Llevaba un vestido naranja y una chaqueta oscura, el pelo en trenzas recogido en un moño a lo Miriam Makeba, y ademanes suaves y delicados. Nada que ver con el huracán de pelo suelto que desata en escena. A su lado, Jay-Z vestía una sobria camisa oscura, elegante y sereno. Llevaba su eterna mirada cansada y algo de esa altaneríagangsta que parece indispensable para ser sobrevivir en su mundo.
        Beyoncé con La Colmenita
        “Hola, hola”, saludó Beyonce en perfecto español, con una tremenda humildad que no parecía prefabricada sino genuina. Su esposo llegó en silencio, y se dispusieron ambos a disfrutar de uno de los clásicos de La Colmenita, La Cenicienta según los Beatles. Desde mi puesto apenas podía distinguirles el rostro, por la oscuridad y porque tampoco iba a estar de voyeur, faltara más. Todo fue gracioso y apacible, y la pareja miraba el espectáculo con sonriente displicencia, hasta que la banda infantil rompió con tronco de Let it be timbero que parecía decirle: “Hey, esto no es una obrita escolar. Y aprendan que no somo eternos”.
        Ahí se chivó el caché: las estrellas del R&B y el Hip-Hop estaban marcando la clave cubana, y para el cierre del espectáculo, ya Beyonce estaba en el pasillo bailando con fiñes, emocionada y quizás loca por soltarse las trenzas. Como colofón y en el colmo del abuso, aquellos niños les dieron una clase magistral de percusión, cerrando con los Van Van y su timba con pop, “pa que los yumas no… no se crean que nosotros no”.
        Aquello era ya un pandemonio. Yo no sabía si tomar notas, bailar o gritar qué dicha ser cubano, mientras los niños acababan de vapulear emocionalmente a Beyonce colándole en el coro timbero un inesperado “I’m a single lady, I’m a single lady”, que hizo a la artista sacar su cara de “What the…???”, y agradecer el gesto entre risas con el característico giro de manos del Oh, oh, oh… final. Apoteósico.
        “Gracias. It was beautiful”, le dijo Beyonce a todos cuando terminaron. Firmó autógrafos, se fotografió con muchos. Me escabullí a un costado y casi cuando se iban, le pregunté a Jay qué le había parecido. “Impressive, man, very impressive”, me contestó.

      • Maria Carla Rodríguez dijo:

        Ja,ja, Ay Beyonce!!.. y este fue el comentario de KATY PERRY, cuando visitó la sede de La Colmenita:

        “Si tuviera que elegir el momento más elevado de mi visita a Cuba (aunque el viaje estuvo en una Sobredosis de amor todo el tiempo) ¡Me gustaría decir que fue la visita a Mi escuela de La Colmenita!
        Este programa de música después de la escuela para los niños, me dio una alegría que nunca he experimentado y un ritmo que nunca antes había sentido. Fue una sacudida!”

        “If I had to choose a favorite high from Cuba… (Although I ODed with love the whole time) I would say My La Colmenita School visit! This after school music program for children gave me a joy I have never experienced and a rhythm I have never felt before. It was a shakeup!

Se han publicado 1649 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Daylén Vega Muguercia

Daylén Vega Muguercia

Periodista cubana. Amante de la fotografía y los audiovisuales. Colabora con Cubadebate y otros sitios digitales. En Twitter: @DailenVega

Vea también